EmpresasFinanciación

6 consejos para triunfar con el crowdfunding

crowdfunding-11
3 22

No existe una fórmula mágica para hacer una buena campaña de crowdfunding, pero hay aspectos que maximizan las posibilidades de conseguir el dinero necesario para tu proyecto.

En una época marcada por la falta de crédito y el surgimiento de formas de financiación alternativas, crowdfunding es una de las palabras de moda. Crear una campaña en un sitio como Kickstarter o Indiegogo es una forma de recaudar dinero para poner en marcha tu proyecto, a la vez que le das popularidad y evalúas su impacto potencial. Aunque no existe una fórmula mágica para hacer una buena campaña de crowdfunding, estos 6 consejos maximizarán tus posibilidades de conseguir el dinero suficiente.

1. Explicar bien tu proyecto. Definir el propósito de tu proyecto es el primer paso. Explica exactamente para qué necesitas el dinero, cómo lo usarás y por qué. Cuantos más detalles dés sobre tu proyecto, desde los motivos para crearlo hasta tu idea del producto final, tanto mejor.

2. Fijar un objetivo razonable. Plataformas como Kickstarter siguen la máxima de “todo o nada”. Si la campaña llega a la fecha límite aunque sólo sea un euro por debajo de tu objetivo de financiación, no recibirás nada. Por tanto, no fijes una meta demasiado ambiciosa, sino una cantidad realista, ajustada al coste de producir, y enviar tu producto, así como las recompensas para tus patrocinadores y el porcentaje que se lleva la plataforma.

3. Recompensas atractivas. Normalmente, la recompensa es lo que lleva a personas desconocidas a apoyar un proyecto mediante el crowdfunding, así que diseñalas para que sean lo más creativas y personalizadas posibles. Otra práctica común es ofrecer varios niveles de recompensas, en función de la aportación.

4. Tiempo razonable. Habitualmente, las campañas en estas plataformas duran entre uno y tres meses. Aunque es el responsable del proyecto quién decide cuándo empieza y durante cuánto tiempo está activa, Kickstarter recomienda fijarlo en 30 días o menos, visto que los proyectos a largo plazo son los menos exitosos.

5. Vende bien tu proyecto. Primero elige un buen título. Luego, una imagen que describa de un solo vistazo tu proyecto. Una pequeña biografía de los impulsores y -si los hay- links a la página del proyecto y datos de un prototipo que demuestre cómo funciona son también muy útiles. Los videos no son indispensables, pero los proyectos que incluyen un video suelen ser más exitosos.

6. Siempre la publicidad. Una vez que el proyecto esté listo, toca darlo a conocer. Usa tus redes profesionales y personales, pero sin saturar. Correos personalizados a amigos, familiares y colegas de la industria presentándoles tu proyecto son mejores que los emails masivos. Otra opción complementaria son las notas de prensa enviadas a medios especializados y blogueros influyentes.

Periodista y profesor, ha ejercido como redactor y editor en medios de información política y cultural. Desde 2012 trabaja en el campo de las nuevas tecnologías. Actualmente es redactor de Itespresso.

Sígame