El móvil de Gordon Gecko ("Wall Street") de oro macizo por 160.000 €

Empresas

Este año se estrena la segunda parte de “Wall Street“, aquella película de Oliver Stone en la que Michael Douglas interpretaba el papel de Gordon Gecko, tiburón de los mercados bursátiles cuyo símbolo externo del poder era un teléfono móvil.

Hazte cargo, eran los 80, que no es que hayan regresado, es que nunca se fueron. Y la prueba la tienes en este ladrillo (lingote, dirían algunos) de teléfono móvil de los habituales de la época que hoy puedes adquirir por el precio de un piso. Quizá tenga algo que ver que está hecho de oro de 24 kilates. ¿Deseas saber más?

El pasado en ocasiones está condenado a repetirse, y si se hacen versiones actuales de coches como el Escarabajo, el Mustang o el Mercedes “alas de gaviota“, los teléfonos móviles, elemento prácticamente inseparable de nuestra cotidianeidad de los últimos años, también tenía derecho a su parte de revival retro.

En concreto el diseñador Privè Internacional ha decidido otorgar casi la categoría de piza de joyería a un móvil de los que era habitual ver hace 20 años al final del brazo de un yuppie. Con la carcasa cubierta de 900 gramos de oro de 24 kilates y con la pantalla (a color) rodeada de 76 diamantes, este diseño de Hughes deja en mantillas a los teléfonos móviles de la casa Vertu, objetos de deseo de los más codiciosos y adinerados por estar fabricados con materiales nobles (oro, plata, piel…).

Para ser un modelo ochentero está dotado de todos los avances de la época, así que además de efectuar llamadas con el Privè podrás enviar mensajes de texto y navegar via WAP. Lo último de lo último, como puedes constatar. No salgas corriendo a pillarte uno, solo se van a fabricar diez unidades y solo en esta ocasión.

Quizá si sabes esperar y guardas tu móvil actual dentro de unos 30 años alguien quiera bañarlo en oro y venderlo por el equivalente al presupuesto de un país pequeño, quién sabe. En cualquier caso, si te decidieras a adquirir esta pieza, prepara un buen fajo de billetes y ve haciendo pesas, porque si el teléfono de por sí ya debe pesar lo suyo, la caja donde va es de granito. Ya no se hacen fundas de móvil como las de antes… como las del Neolítico, me refiero —Antonio Rentero [Stuart Hugues]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor