El 58% de la población mundial no puede pagar una conexión a Internet

CiberpoderRegulación

El Informe de Salud de Internet de Mozilla analiza el estado de la inclusión digital, descentralización, innovación abierta, privacidad y seguridad, y alfabetización web.

Internet es un elemento clave de nuestro entorno a día de hoy. Su modo de funcionar y su salud tienen un impacto directo en nuestra privacidad, nuestra felicidad, nuestros bolsillos, nuestras economías y nuestras democracias. Por ello, y dentro de su nueva identidad de marca, Mozilla ha lanzado hoy el primer Informe de Salud de Internet.

Se trata de una iniciativa de código abierto, que documenta y explica la salud de la Red combinando investigación y material original de múltiples fuentes. Según Mozilla, el objetivo de este informe “es iniciar un debate sobre qué es saludable y qué es dañino, y cuál es el futuro que le depara a Internet“.

El Informe de Salud de Internet trata cinco temáticas: inclusión digital, descentralización, innovación abierta, privacidad y seguridad, y alfabetización web.

En lo relativo a inclusión digital, llama la atención que, pese a los grandes avances en la adopción de Internet, el 58% de la población mundial no puede permitirse una conexión a la Red. El idioma es otra barrera, pues el 52% de las webs están en inglés, aunque la cantidad de usuarios que no hablan este idioma supera el número de angloparlantes: solo el 25% de la población global entiende el inglés.

En el segundo punto, el informe alerta de que los beneficios del Internet descentralizado se están desgastando. Cuando concentramos nuestra actividad en línea en apenas algunas redes sociales y aplicaciones de mensajería, se restringe nuestra experiencia en la web y nos convertimos en consumidores más que creadores. Aunque Internet sigue estando descentralizada, lo que hacemos todos los días está controlado por unos cuantos gigantes globales de tecnología.

La innovación abierta, clave para que cualquier persona aprenda y añada contenidos, ha sido clave en el desarrollo exponencial de la Red. Pero las amenazas derivadas de las políticas de propiedad intelectual se están multiplicando, mientras las nuevas tecnologías, como el aprendizaje automático o el Internet de las Cosas, no se basan en el mismo modelo de estándares abiertos de la World Wide Web, advierte Mozilla.

Otro hallazgo del informe es que muchas empresas y gobiernos están adquiriendo y usando información sin tener en cuenta el interés de las personas. Mozilla propone mejor seguridad y prácticas más ágiles para la información, empezando porque se difunda y se registre menos información personal

Finalmente, y de cara a la alfabetización digital, la organización reconoce que las políticas y currículos educativos están cambiando para reconocer las habilidades digitales, aunque muchas personas todavía no entienden realmente cómo funciona Internet a nivel básico.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor