Anonymous hackea la base de datos de los Mossos D’Esquadra

EmpresasRegulación

Los hacktivistas han conseguido 421 teléfonos, números de NIF, emails e identificaciones de agentes. Anonymous quiere denunciar así la brutalidad policial.

El colectivo de ciberactivistas Anonymous ha hackeado de nuevo el sistema informático de los Mossos D’Esquadra, la policía autonómica catalana. Como ya hiciera hace un año, los hacktivistas se han hecho con información personal y profesional de varios policías autonómicos, aunque en esta ocasión el número ha sido mayor: 421 identidades.

El grupo de hackers ha logrado el acceso a toda la base de datos de los Mossos D’Esquadra. Anonymous asegura haber conseguido 421 teléfonos,  421 números de NIF, 421 emails y 421 identificaciones de agentes, además de información relacionada con miembros pertenecientes a la policía local y a personal de seguridad. Desde los Mossos no han confirmado el ataque.

La copia de la base de datos mostrada hoy por Anonymous tiene tachados algunos datos, por motivos de seguridad de las personas afectadas, según el colectivo. Sin embargo, los ciberactivistas han avisado de que a día de hoy tienen la base de datos completa del cuerpo de Mossos de Barcelona en su poder, y que de no cesar los actos violentos por parte de los mossos, es probable que sigan mostrando datos.

La acción de Anomymous se produce a raíz de la publicación y posterior retirada de dos vídeos en YouTube donde se aprecia la paliza que propinan varios mossos a Juan Andrés Benítez, un empresario del Gayxample que falleció tras ser reducido por la policía catalana en el Raval la madrugada del pasado 6 de octubre. “El ciudadano catalán, J.A. Benítez, pagó con su vida tras haber osado dirigirse a unos individuos con uniforme, pistola y nula conciencia”, denuncia La9deAnon.

El grupo de hackers acusa contundentemente a los Mossos D’Esquadra de Barcelona de haber asesinado sin motivo a una persona inocente. Anonymous quiere denunciar con su acción la brutalidad policial. Y, por otro lado, pretende protestar por la capacidad de manipulación informativa de las autoridades, ya que los vídeos en los que se probaba la agresión mortal sobre el empresario barcelonés han sido retirados de YouTube por petición expresa de la Generalitat de Cataluña.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor