Apple niega haber proporcionado su código fuente a China

Regulación

La polémica sobre el cifrado de datos en los iPhone, ha llevado a Apple ha tener que desmentir los rumores sobre la posibilidad de haber proporcionado su código fuente al gobierno chino.

La negación de Apple ante la petición del gobierno estadounidense de facilitar el descifrado de los datos del iPhone relacionado con el tiroteo de San Bernardino, creó una enorme polémica en el país, generando una discusión entre la empresa de Cupertino y las autoridades de EEUU que se amplió en los medios.

Finalmente el FBI terminó dejando de la lado una posible demanda a Apple, cuando encontró otro camino para poder descifrar el iPhone usando herramientas externas, pero la polémica está lejos de disiparse, ya que el revuelo generado ha reabierto el tema en EEUU, que se plantea en el Congreso cuál debería ser el camino a seguir.

Según el jefe de inteligencia del departamento de policía de Nueva York, Thomas Galati, entre octubre de 2015 y marzo de 2016, no pudieron acceder a 67 dispositivos de Apple relacionados con crímenes, incluyendo 10 homicidios, 2 violaciones y el disparo a un policía.

Por otro lado, la Electronic Frontier Foundation ha denunciado al Departamento de Justicia para exigir que se publiquen las presiones del gobierno a empresas como Apple y Google para descifrar sus dispositivos y las comunicaciones. Se critica también el que el FBI no haya publicado el sistema que se ha utilizado para descifrar el iPhone de San Bernardino.

Pero por si fuera poco, varias autoridades policiales han acusado a Apple de haber facilitado al gobierno chino el código fuente del sistema operativo de sus iPhone, con el fin de que éstos pudieran cumplir las estrictas leyes chinas de protección de contenidos y censura. Bruce Sewell, de Apple, ha asegurado bajo juramento que no se ha facilitado código fuente al gobierno chino, a pesar de que éste lo haya pedido.

Sin embargo, en enero de 2015, el gobierno chino felicitó a Apple por permitir chequeos de seguridad en sus dispositivos, coincidiendo con un amplio crecimiento de las ventas de iPhones en el país. ¿Será todo esto la punta del iceberg o sólo humo ante la postura firme de la compañía ante EEUU?

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor