El dilema de las apps de mensajería instantánea: ¿salir a bolsa o dejarse comprar?

Adquisiciones y FusionesCloudEmpresasWorkspace

Apps como Line o Whatsapp no hacen más que crecer y los rumores de posibles salidas a bolsa ya han empezado. Pero ¿saldrán a bolsa o acabarán simplemente en manos de compañías más grandes?

Las redes sociales en su sentido más clásico (clásico de los últimos cinco años, no las redes sociales offline) están empezando a pasar de moda. Son algo ya tan presente y tan imprescindible para la mayor parte de la población que esa burbuja se ha olvidado. Ya han aparecido como setas, ya se han peleado entre ellas, ya han salido a bolsa. Tocaba buscar una nueva moda, y esta ya ha llegado: las apps de mensajería instantánea.

Whatsapp, Line, Kakao, Snapchat, Wechat… la lista es cada vez más larga y cuentan con varios puntos en común: son apps móviles, se basan en el intercambio de mensajes instantáneos entre usuarios por Internet (son chats, vaya), y en los últimos meses sus números de usuarios han crecido como la espuma. Que los rumores sobre posibles salidas a Bolsa o adquisiciones empezasen a aparecer era solo cuestión de tiempo. Y eso es precisamente lo que está pasando.

Algunas de estas apps ya tuvieron sus rumores de OPVs y compras hace meses. Whatsapp, la líder indiscutible del grupo con 350 millones de usuarios activos mensuales, fue relacionada tanto con Facebook como con Google el año pasado. Con la compañía del buscador, de hecho, se volvió a rumorear que podrían estar en conversaciones para una posible compra el pasado mes de abril, aunque ambas firmas desmintieron rápidamente que esto fuera así.

¿Y el resto? En los últimos días se ha hablado mucho de Line, y de cómo podría estar preparando su salida a bolsa para el año que viene con una valoración de 28.000 millones de dólares (8.000 millones más que Twitter). También se habló de la app surcoreana Kakao, menos popular en Europa, y de una salida a bolsa con una valoración de 5.000 millones de dólares. Snapchat y Tencent (la compañía creadora de Wechat), mientras tanto, parecen estar negociando entre ellas, con inversiones de los de Wechat en Snapchat.

Aunque tanto Line como Kakao no tardaron en desmentir los rumores, lo cierto es que el hecho de que se hable tanto de cómo estas apps están creciendo sin parar y cuál podría ser su futuro, deja claro que 2014 podría ser el año de las apps de mensajería instantánea. El año en el que salgan a bolsa o, posiblemente, el año en el que sean compradas.

line

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor