ARM sigue buscando su oportunidad en el mercado de servidores

CloudEmpresasServidores
0 0

ARM busca fabricantes de software y sistemas operativos que escriban aplicaciones para sus procesadores para servidores.

ARM, una empresa dedicada al diseño de chips que licencia a terceros para su fabricación, y con una fuerte presencia en el mercado de dispositivos móviles, anunció hace tiempo su intención de adentrarse en el mercado de servidores. Ahora está buscando el apoyo de los fabricantes de software para hacer realidad sus planes.

La mayoría del software escrito para servidores está diseñado para ejecutarse en chips x86 fabricados por Intel y AMD. ARM y la arquitectura x86 utilizan diferentes instrucciones, de manera que el software tiene que reescribirse para que funcione en servidores que tengan procesadores de ARM, explican en Infoworld.

Durante una conferencia de analistas James McNiven, vicepresidente de Software Alliances, ha explicado que ARM tiene un equipo dedicado a perseguir su oportunidad del mercado de servidores pidiendo a los fabricantes de software de virtualización y compañías de sistemas operativos que escriban aplicaciones para los procesadores de la compañía.

ARM busca su hueco en los servidores que ejecutan tareas relacionadas con Internet, como las búsquedas y las transacciones en redes sociales. La compañía asegura que sus procesadores son rápidos, y más eficientes desde el punto de vista energético para esas tareas que los chips convencionales Intel Xeon o AMD Opteron.

ARM empezó a buscar su oportunidad en el mercado de servidores hace dos años. El año pasado ARM creó un prototipo de servidor web con Marvell, un fabricante de chips que utiliza los diseños de ARM en algunos de sus chips y que el pasado mes de noviembre anunció un chip de servidor de cuatro núcleos a 1,6GHz basado en la propiedad intelectual de ARM.

En agosto del año pasado ARM decidió invertir en Smooth-Stone, una compañía joven que diseña servidores de bajo consumo y que ahora, cambiado el nombre a Calxeda, ha anunciado un servidor basado en ARM, aunque todavía no está disponible.

Además, ARM lanzó al mercado su primer procesador que podría ir en servidores, el Cortex-A15, en septiembre y por eso ahora busca fabricantes de software de virtualización, para que creen aplicaciones que aprovechen las opciones de virtualización del procesador.

James McNiven también dijo ante los analistas, que ARM intentará reutilizar el código ya escrito para dispositivos móviles en los servidores, de forma que ayudará a reducir los costes de desarrollo a las compañías.

Por el momento ARM no ha querido nombrar a las empresas con las que ya está trabajando, pero hay que recordar que ya colaboró con éxito con Google, Apple y Microsoft para el desarrollo de sistemas operativos móviles como Android, iOS y Windows Phone 7. Además, la próxima versión de Windows funcionará con procesadores de ARM y Google ha anunciado que está desarrollando un Chrome OS para los procesadores de la compañía británica.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor