Bruselas impone a Microsoft una multa de 280 millones de euros

Empresas

Responsables de la compañía de Redmond pedirán a los tribunales europeos que determinen si la sanción sin precedentes de la Comisión está justificada.

La Comisión Europea acordó este miércoles imponer a Microsoft una multa de 280,5 millones de euros por no ceder a sus rivales la información necesaria para que sus programas sean compatibles con Windows, como le exigió Bruselas en marzo de 2004. “Sinceramente lamento que la compañía” no haya cumplido con lo que le pidió la Comisión “hace más de dos años”, afirmó la comisaria europea de Competencia, Neelie Kroes, en la rueda de prensa en la que anunció la multa. La Comisión Europea “no puede consentir que ese comportamiento ilegal continúe indefinidamente. Ninguna compañía está por encima de la ley”, añadió.

Por ello, el Ejecutivo decidió sancionar al gigante estadounidense con una multa de 280,5 millones de euros por “no estar ni siquiera cerca” de cumplir con su obligación de dar a sus rivales la información necesaria para que sus programas sean compatibles con Windows. Para calcular la cuantía de esta multa la Comisión ha fijado la cifra diaria en 1,5 millones de euros (el máximo posible era 2 millones) desde el 16 de diciembre de 2005 hasta el 20 de junio de 2006, precisó la comisaria.

El pasado mes de noviembre Bruselas advirtió a Microsoft de que le impondría una sanción diaria de hasta 2 millones de euros por cada día, a partir del 15 de diciembre de 2005, que no cumpliera con lo que le había pedido la Comisión. Esta es la “primera vez en la historia de la UE” que la Comisión tiene que imponer una multa por no cumplir una decisión del área de la Competencia “y sinceramente espero que sea la última”, afirmó Kroes.

Además, el Ejecutivo también decidió que si Microsoft no cumple totalmente con su obligación de proporcionar “información completa y exacta” para permitir que los programas de sus rivales sean compatibles con Windows, el nivel de la multa diaria se elevará hasta los 3 millones de euros a partir del próximo 31 de julio.

En un comunicado, Brad Smith, principal responsable de Microsoft para asuntos legales, señaló que “pediremos a los tribunales europeos que determinen si nuestros esfuerzos para cumplir (los requerimientos de Bruselas) han sido suficientes y si la multa sin precedentes de la Comisión está justificada”. Smith añadió que aunque la compañía tiene “un gran respeto” por la Comisión Europea y este proceso, “ninguna multa, ni siquiera de esta magnitud, es apropiada”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor