Bruselas ultima su decisión sobre Microsoft

Empresas

La sanción prevista en la sentencia provisional rondaría los 3.000
millones de euros para el gigante de Redmond, además de la desvinculación
del programa MediaPlayer.

El comisario europeo de Competencia, Mario Monti, ha informado al

Parlamento Europeo que ya dispone de un proyecto de decisión sobre el

caso Microsoft, tras haber apurado la investigación sobre las supuestas

actividades anticompetitivas de este gigante de la informática.

En noviembre ya escuchamos las alegaciones de Microsoft y las de terceras

partes interesadas. Fue el último paso. No es sorprendente por tanto que

la Comisión Europea haya llegado ya a un proyecto de decisión, declara

Monti, quien alega la obligación de confidencialidad propia de sus

investigaciones en curso, para no dar más detalles al respecto.

Desde hace cuatro años, la Comisión Europea (CE) investiga a Microsoft al

sospechar que algunas de sus prácticas vulneran la normativa de

Competencia europea. En concreto, le acusa de haber diseñado su sistema

operativo Windows de forma que se adapte mejor a los servidores de redes

informática de la propia compañía, que a los de los programadores

rivales. También censura la incorporación en Windows del programa para

la descarga de archivos audiovisuales MediaPlayer.

Ya en agosto

de 2003, Monti dio a entender que estaba convencido de la culpabilidad

de la empresa de Bill Gates. De confirmarlo en su decisión final,

prevista para marzo, el reglamento europeo permitiría a la CE imponerle

una multa de hasta el 10 por ciento de la cifra de negocios de la

compañía en el año anterior.

Microsoft facturó más

de 32.000 millones de dólares en 2003, pero lo que varios medios

europeos han avanzado esta semana es que la sanción prevista en la

decisión provisional rondaría los 3.000 millones de euros. Además, se da

por seguro que Bruselas pedirá a Microsoft que desvincule MediaPlayer de

Windows.

No obstante, la Comisión no suele apurar hasta el máximo

el margen punitivo. En la práctica, la mayoría de sus multas se han

situado entre el 0,1 y 1 por ciento de la facturación de la empresa

sancionada. Fuentes del Ejecutivo europeo han insistido además en que es

prematuro avanzar cualquier sanción.

Por otro lado, fuentes

cercanas a la Comisión aseguraron que representantes del Ejecutivo

europeo y de Microsoft están manteniendo contactos para buscar una

solución negociada menos onerosa para la sociedad estadounidense. No hay

plazos, pero se espera que la decisión final de la Comisión se haga

pública en marzo.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor