Canva pone el foco en España, su séptimo mercado más importante

EmpresasStartups

Esta startup que quiere universalizar el diseño online cuenta con 350.000 usuarios en nuestro país, los cuales han creado ya 2,4 millones de diseños diferentes.

Utilizar los programas de edición de imágenes nunca ha resultado una tarea fácil, al menos hasta que algunos de ellos se simplificaron para su aterrizaje en los dispositivos móviles. Eso mismo pensó hace casi una década la emprendedora australiana Melanie Perkins, que decidió hacer algo al respecto con solo 19 años.

“Estaba usando Photoshop e InDesign en la universidad y me parecían herramientas muy complicadas y complejas. Creía que eran una locura con la tecnología que había disponible y que podría existir algo más colaborativo y online”, ha contado la CEO de Canva en una reunión con los medios españoles. “Queríamos que el diseño fuera algo sencillo y accesible para todo el mundo”.

Perkins vivía en Perth, una ciudad de Australia donde en aquel momento apenas se hablaba de startups ni había un ecosistema de emprendimiento. Tampoco sabía demasiado de marketing ni de lo que tenía que hacer para montar una empresa. Junto a su novio empezó la compañía con la casa de su madre como sede y unos cuantos amigos apoyando el proyecto.

En 2008 establecieron contacto con un inversor en un evento que les abrió algunas puertas, aunque aún tardaron tres años  en cerrar su primera gran ronda de financiación, de 3 millones de euros.

Canva se lanzó como tal en 2012 y en 8 meses consiguieron alcanzar 350.000 diseños mensuales. En veinte meses habían llegado a los 2,9 millones de diseños creados cada mes, una cifra que hoy en día roza los 10 millones. En total Canva ha seducido ya a 10 millones de internautas, que han subido 90 millones de diseños. La empresa tiene una plantilla actual de 107 personas que esperan que aumente próximamente en una decena.

La séptima potencia

La firma australiana ya está disponible en español y acaba de hacer su puesta de gala en España, el que sería su séptimo territorio más importante, según ha reconocido Perkins.

“España es uno de nuestros mayores mercados desde el inicio, pero ahora, con la traducción al castellano, pensamos que va a ser aún mayor”, augura la emprendedora. En este momento tienen a 350.000 usuarios provenientes de nuestro país, los cuales habrían generado 2,4 millones de diseños diferentes hasta la fecha. Solo en mayo crearon 258.000 obras gráficas. Sus previsiones son alcanzar el millón de usuarios el próximo año.

canva-espanol

Que tiemble PowerPoint

En agosto del año pasado Canva lanzó una plataforma para negocios y equipos de trabajo llamada Canva for Work. Permite almacenar los pantones y colores corporativos, los logos, las tipografías que se usan, así como almacenar plantillas o clasificar fotografías.

“El mundo está cambiando mucho y todos los profesionales hoy en día tienen que crear mucho contenido visual”, recalca Perkins.

Esta solución, que ya es utilizada por más de 40.000 compañías o equipos en todo el mundo, cuesta 12,95 dólares al mes y es la principal vía de monetización de la startup.

No obstante, también dispone de otra fuente de ingresos. Canva incluye una ingente biblioteca de 1 millón de imágenes y, dentro de ella, muchas fotografías son de pago (cuestan un dólar cada una por uso). Si somos fotógrafos profesionales podemos subir nuestras instantáneas y recibir dinero cada vez que alguien quiera apropiarse de ellas.

La compañía cerró su última ronda de financiación, de 15 millones de dólares, en octubre del año pasado. Entre los inversores de la startup australiana destacan algunos actores famosos, como Owen Wilson o Woody Harrelson. Perkins cuenta como anécdota que consiguieron su apoyo a través de su primer inversor, gracias a que éste tenía contactos en común con estas estrellas de Hollywood.

El futuro de la compañía pasa por aterrizar en nuevos mercados y seguir expandiéndose. Además, están poniendo mucho foco en “ser capaces de transformar una idea en un producto”, según explica la responsable. Así, el horizonte de la empresa australiana podría tener mucho que ver con la impresión 3D.

Canva no espera superar a Photoshop, sino que pretender ir más allá. “Queremos ser tan grandes como Microsoft Office”, confiesa Melanie. “El Power Point es el que se tiene que preocupar”.

canva-melanie

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor