El proyecto piloto de carsharing eléctrico Car2go arranca en Madrid

Innovación

La flota de car2go se compone de 350 vehículos Smart ForTwo eléctricos, que funcionarán sin estaciones de alquiler fijas dentro de los límites de la M-30.

La compañía de carsharing flexible Car2go, filial de Daimler AG, ha lanzado hoy el primer servicio de carsharing eléctrico bajo demanda en España. La flota inicial está integrada por 350 vehículos Smart ForTwo Ed eléctricos, que funcionarán sin estaciones de alquiler fijas en una zona de operación de 53 kilómetros cuadrados comprendidos dentro de los límites de la M-30.

Los vehículos car2go pueden ser alquilados espontáneamente dentro del área de operación y los usuarios registrados sólo pagan por el uso real del servicio, sin ningún coste mensual ni anual, con un precio de lanzamiento de 19 céntimos por minuto, todo incluido.

Madrid es la cuarta ciudad que cuenta con una flota de car2go 100% eléctrica, al igual que Stuttgart, Ámsterdam y San Diego. car2go cuenta con 1.650 vehículos eléctricos en todo el mundo, que suponen en torno al 12% de su flota de 14.000 Smart ForTwo.

Para dar soporte, desarrollar e investigar la movilidad eléctrica en el ámbito del carsharing flexible, car2go decidió comenzar con una infraestructura de recarga eléctrica completamente nueva en Madrid, organizada en hubs centralizados. Esta nueva solución de infraestructura de recarga eléctrica basada en hubs permite a car2go ofrecer un mejor servicio a los clientes aumentando la disponibilidad de los vehículos y reduciendo el tiempo de recarga a sólo una hora.

El proceso de registro y uso de car2go es fácil y cómodo. Después de registrarse a través de la web o de la app car2go, se debe validar una única vez el carnet de conducir en la Popup Store o en uno de los 35 puntos car2go distribuidos por toda la ciudad. Para registrarse, el usuario debe tener al menos 18 años y el carnet de conducir en regla. El registro es gratuito hasta el 31 de enero de 2016.

Los usuarios localizan el coche con la app y pueden utilizarlo espontáneamente, sin necesidad de reservarlo, o reservarlo durante 30 minutos. Cuando llegan al coche, sólo tienen que abrirlo, conducir hasta su destino, aparcarlo y finalizar el servicio dentro de los límites del área de actuación. Una vez que el usuario esté registrado, podrá utilizar car2go en cualquiera de las otras 15 ciudades europeas en las que el servicio ya está operativo.

Thomas Beermann, CEO de car2go responsable de mercados europeos, comentó que “Madrid es una ciudad que acoge la movilidad eléctrica. La ciudad ha implementado normativas que permiten aparcar de forma gratuita en toda la ciudad a los vehículos eléctricos. Por nuestra experiencia, esperamos que car2go contribuya a liberar espacios de aparcamiento. Nuestro servicio es complementario a todos los sistemas de transporte de la ciudad”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor