Phising, malware avanzado, RGPD y errores humanos, las claves en ciberseguridad para 2018

Gestión de la seguridadSeguridad

La compañía Bitglass comparte sus predicciones sobre los grandes fenómenos en el terreno de la seguridad online para el próximo año.

A punto de terminar 2017, las compañías van realizando sus pronósticos sobre lo que traerá el próximo año en materia tecnológica, tanto a nivel general, con las grandes tendencias que marcarán el sector, como por sectores concretos. Una de estas áreas es la de ciberseguridad, donde ya se están empezando a leer las predicciones para los próximos doce meses.

La última en hacer sus previsiones es Bitglass. La creadora de una solución de agente de acceso seguro a la nube ha hecho públicos los temas que su CEO, Rich Campagna, y su director en la región de EMEA, Eduard Meelhuysen, consideran que serán los que más darán que hablar.

Entre ellos está uno de los principales eventos que se vivirá en Europa en 2018: la entrada en vigor del RGPD. Sobre esto, Meelhuysen indica que todavía hay muchas empresas que no tienen claro cómo lograr el cumplimiento de la nueva normativa, especialmente en temas de cloud y seguridad de datos en la nube, por lo que se verán multas en la falta de cumplimiento. “Las primeras sanciones económicas en virtud de la nueva ley harán que les entre prisa por lograr su cumplimiento. Una o más de las compañías que no lo hagan pueden ir a la bancarrota”.

Otra de las predicciones para 2018 se refiere al tema de contraseñas, que a nivel corporativo se volverán más estrictas a causa de los recientes casos de brechas de seguridad. Ante esto, Rich Campagna, CEO de Bitglass, augura una tendencia hacia “una autenticación de múltiples factores y una gestión de identidad dinámica. Estas capacidades avanzadas identificarán los inicios de sesión sospechosos y los bloquearán antes de que ocurra una infracción”. Además, ante la creciente alerta y formación de los usuarios, se sofisticarán los esquemas de phising.

Campagna avisa además del empleo de machine learning en ataques de malware avanzado, “para mejorar la potencia y el alcance de los ataques”, un factor que a nivel corporativo puede ser letal: “la incapacidad de defenderse contra estas formas avanzadas de malware será desastrosa para muchas empresas”.

Por último, está el elemento humano. “Los errores humanos son el mayor riesgo de seguridad que afrontan las empresas en 2018”, alerta Campagna. “Las empresas están expuestas porque los empleados pueden compartir archivos de forma externa, acceder a datos de dispositivos móviles no gestionados y revelar sus credenciales a usuarios malintencionados. El año que viene, las empresas que no hayan modernizado sus soluciones de seguridad para abordar estas preocupaciones sufrirán inevitablemente una brecha de seguridad “.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor