¿Coche o mesa de billar? [Veredicto: ¿por qué elegir?]

EmpresasInnovación
0 0

¿Quién inventó las elecciones?

No, no me refiero al proceso electoral por el que un cuerpo censitario selecciona unos representantes políticos que hagan valer sus preferencias políticas, defiendan sus intereses y propugnen el bien común. No, me refiero a ese duro momento en el que tienes que decantarte obligatoriamente por una u otra opción. No hay más vuelta de hoja. O dulce o salado. O a oscuras o con las luces encendidas. O Windows o Mac.

Pues no, algunos lo queremos todo. A la vez. Y agitado, no mezclado, si es posible. Aunque ya luego entra en el gusto de cada cual la apariencia del resultado. Como este señor, que no sabía si quedarse con el descapotable o la mesa de billar. ¿Deseas saber más?

En Teoría de Juegos se estudia la posibilidad que tiene de vencer aquel que rompe las reglas del juego.

No tanto el que en un partido de fútbol coge el balón con las manos y se lo lleva corriendo hasta marcar gol (así se inventó el rugby) como aprovecharse de los resquicios posibles para, haciendo un uso inteligente del pensamiento lateral, sorprender al oponente desmoronando toda la mecánica del juego a tu favor. Siguiendo con los deportes del balón, aquí tendríamos un buen ejemplo.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=0UIdI8khMkw[/youtube]

Por eso hay ocasiones en que algunos individuos deciden saltarse a la torera los corsés que obligan a optar por una única alternativa y prefieran cogerlo todo de una vez. Es lo que sucede con esta mesa de billar cuya estructura es la carrocería de un Ford Mustang de 1965, un clásico donde los haya, con luces que funcionan y todo.

La única precaución que deben tener tus amigos cuando les invites a jugar es no arañarte la carrocería de la mesa de billar. Una duda final… las bolas, una vez coladas en las troneras ¿saldrán por el tubo de escape? ─Antonio Rentero [Ebay]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor