CocoloBear, con más carisma que Ted y más inquietante que Lotso

Empresas

El merchandising japonés nos ha demostrado que los japoneses están empeñados en combinar lo “mono” y gracioso con lo inquietante. En este mundo nebuloso de objetos, que para algunos son tiernos juguetes y para otros seres que parecen sacados del infierno, se encuentra el osito de peluche CocoloBear. Lo que hace que destaque es que a diferencia de un oso amoroso, su corazoncito es un smartphone.

¿Para qué demonios sirve poner un smartphone dentro de CocoloBear? Pues porque bajo esa piel apeluchada se esconde un animatronic, que hará que cuando alguien llame al móvil, al estar conectado por el puerto de 3,5mm de audio, la voz del interlocutor se transmita a movimientos del peluche.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=T76cVSGJ_ho[/youtube]

Fabricado por Cube-works, lo que podría parecer un compañero ideal para los niños pequeños consigue alcanzar un aura oscura, casi demoniaca cuando lo ves moverse poseído por el habla de cualquier persona.

Pero si eso no te bastaba, también te servirá para para dejar mensajes con tu propia voz o la suya, y que luego el osito los diga por ti, perfecto si tienes pensado comenzar tu carrera como villano a lo Saw.

Estará a la venta en Japón este mes por unos 50 euros y en dos colores: marrón y beige. Necesitará de Android 2.2 o iOS 4.3 como mínimo para funcionar. Lástima que no venga también en color rojo sangre y con accesorios como cuchillos de carnicero a juego. [Damngeeky]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor