El retirado cofundador de MySpace se burla de los que tienen que trabajar

CloudEmpresasMarketingRedes Sociales

Anderson ha presumido de ser “el tío que vendió MySpace en 2005 por 580 millones de dólares mientras vosotros, esclavos, esperáis tener medio día libre”.

No es algo generalizado, pero sí es el sueño de muchos emprendedores de boquilla: montar una start-up de éxito y vendérsela por una millonada a un gran conglomerado empresarial para no tener que trabajar nunca más. Nadie puede negar la proeza que esto supone para quien lo haya conseguido, pero de ahí a burlarse del resto de los mortales que tienen que trabajar a diario hasta su jubilación para ganarse la vida, hay un mundo.

Es lo que ha hecho uno de los fundadores de la red social MySpace, Tom Anderson, despertando una gran polémica. Al antiguo ejecutivo, de 42 años, no se le la ha ocurrido otra cosa que describirse así en Twitter: “el tío que vendió MySpace a en 2005 por 580 millones de dólares mientras vosotros, esclavos, esperáis tener medio día libre”.

A Anderson la frase no le salió por generación espontánea. El cofundador de la antigua red social número uno se encontraba en medio de una diatriba con uno de sus followers, que le había acusado de no haber sido capaz de mantener “una red social con vida”.

Aún así, parece que el pensamiento del emprendedor no es solo fruto de un calentón. Ya en su perfil de Twitter (por cierto, denominado @myspacetom) la frase que lo acompaña es “disfrutando de estar retirado”.

Anderson fue el último presidente de MySpace y un consejero estratégico para la firma hasta que la abandonó en 2009.

 

 

 

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor