¿Confiarías tu pelo en potencia a un robot?

Empresas

Acaban de aprobar un nuevo robot para trasplantes capilares con el que devolverle a nuestros cartonianos cráneos recuerdos de una vida pasada con pelazos dignos de Sansón o los protagonistas de Verano Azul.

Se llama Artas y aunque no tenga un aspecto antropomórfico carismático sus habilidades de implantación de pelo pueden hacer de él un gran amigo para muchos.

Artas ha sido desarrollado por Restoration Robotics y permite insertar folículos de pelo en tu cabeza directamente en consulta.

El tratamiento tarda unos meses hasta que el pelo vuelve a salir, alargándose casi un año completo para que finalice. El uso de un robot hace que el proceso de los implantes sea más rápido, eficaz y homogéneo.

Pero no todo son buenas noticias, el sistema sólo es compatible con el pelo moreno o castaño liso por lo que todos aquellos que antaño lucían la melena de Ricitos de Oro tendrán que seguir conformándose con raparse la cabeza para que no se note o usar el spray pintacabezas de la teletienda.— Dani Burón [ARTAS]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor