Cuidado con la información de los móviles viejos

Movilidad

Al igual que los discos duros usados, los teléfonos móviles también pueden tener datos sensibles como contraseñas, números de cuenta e información médica.

Antes de deshacerse de un teléfono móvil viejo es recomendable asegurarse de que no quede ningún dato sensible registrado. Como sucede con los discos duros usados que se revenden en Internet, los móviles viejos también pueden contener información privada, aunque la gran mayoría de usuarios no lo tiene en cuenta.

Como publica The Wall Street Journal, los terminales móviles, cada vez más complejos y con más opciones, registran datos como contraseñas, números de cuenta e información médica, que conviene borrar del teléfono antes de regalarlo o ponerlo a la venta. Según advierte la Comisión Federal de Comercio de EEUU, al pulsar ‘borrar’ sobre el teléfono solo se eliminan las referencias a la localización de la información, no la información en sí, por lo que es necesario una cancelación de los datos más a fondo.

Lo primero es quitar las tarjetas de memoria que pueda tener, y a continuación restaurar la configuración original del teléfono, que en función del modelo concreto, se hará de forma directa desde el propio terminal o a través de un ordenador.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor