El comercio móvil supone el 30% de las ventas para algunos negocios

Empresas

Hacer la compra desde el tren o aceptar pagos con tarjeta mediante smartphones y tablets son algunas de las posibilidades que ofrece el mcommerce.

La revolución tecnológica ha cambiado los hábitos de consumo. España es uno de los países con mayor penetración de smartphones a nivel mundial y el comercio se ha percatado de ello. Actualmente, se venden más dispositivos móviles que ordenadores, lo que supone todo un filón para las estrategias de negocio.

“El comercio electrónico ha sufrido una explosión de dimensiones que nadie se esperaba y que no deja de sorprender. En 2010, procesamos 750 millones de dólares. El año pasado, la cifra ascendió hasta los 14.000 millones, lo que significa un crecimiento que se ha multiplicado por veinte”, asegura Estanis Martín de Nicolás, director de PayPal  en España y Portugal. “Estamos viendo muchos ejemplos de comercios que hasta un 30% de sus ventas se realizan a través del móvil”, prosigue.

Internet ha evolucionado, y mucho, en los últimos años. “Hace una década nos encontrábamos con una red más informativa que colaborativa. El internauta era más pasivo, más de consultar información; el nuevo navegante es social y proactivo”, sostiene Emilio Márquez, CEO de Networking Activo y experto en negocios online. Según el último informe de B2C, elaborado por el Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información(ONTSI) y publicado en octubre, 13,2 millones de personas realizan compras en la web. El gasto medio por internauta fue, en 2011, de 828 euros. La mayoría de las compras, el 90,7%, se realizaron desde el hogar, aunque crecieron las adquisiciones desde la empresa, con un 16,9%.

La nefasta situación económica que atraviesa el país lastra las aspiraciones de muchos empresarios. Los ciudadanos, sucumbidos en una profunda crisis, han reducido su consumo y las consecuencias son de importante envergadura. Estar presentes en internet puede ser el bote salvavidas para muchas compañías. “En España, existen casos de emprendedores que han expandido sus negocios usando Internet con el comercio electrónico. Creo que con un buen plan de empresa y las ideas claras se le puede sacar mucho partido. Que el comercio electrónico esté en auge no es garantía de éxito sin planificación”, sentencia Márquez.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor