El cortafuegos de G Data InternetSecurity 2011

Gestión empresarialSeguridadSoftwareSoftware colaborativo
0 0

Aprende a utilizar una silenciosa herramienta que no hace preguntas indiscretas pero sí protege tu equipo de hackers, virus y spam

1- Comprobación de virus

G Data InternetSecurity 2011 ofrece varias formas de iniciar la comprobación de virus. La primera es dirigirse a la interfaz del programa y pulsar en la entrada comprobar PC. A continuación, G Data examinará nuestro equipo para detectar cualquier posible infección.

Si vemos junto a la entrada comprobación automática un símbolo verde, significará que el software lleva a cabo regular y automáticamente una comprobación de virus, la cual habrá sido previamente planificada por nosotros.

Por otra parte, si el programa muestra que la última comprobación de virus tuvo lugar hace ya demasiado tiempo, tendremos la opción también de hacer clic directamente a la derecha de la opción última comprobación de virus, iniciando así la comprobación.

Por último, también es posible comprobar únicamente determinadas áreas del equipo. Esta opción será la más indicada en el caso de que tengamos una sospecha concreta y sólo deseemos comprobar una zona del ordenador para ver si está infectada. En este caso, pulsaremos comprobación de virus, donde podremos definir las áreas a examinar.

2- Acciones contra un virus

Cuando el software G Data detecta un virus o algún programa malicioso en nuestro equipo es posible tratarlo de formas muy diversas. La primera opción es que sólo registre el archivo en una lista situada en la vista de Protocolos. En este caso, el archivo ni se repara ni se borra, algo que podrá  hacerse selectivamente con el protocolo.

La segunda opción es que el programa intente borrar el virus del archivo infectado. En caso de que no sea posible desinfectar el archivo sin dañarlo, se llevará a Cuarentena.

En este lugar, los archivos se guardan codificados, es decir, aquí el virus no puede hacer ningún daño y los archivos infectados se conservan para poder repararlos en el futuro.

La última alternativa es Borrar el archivo infectado. Esta función sólo debería usarse si en nuestro equipo no tenemos datos importantes, ya que borrar los archivos infectados puede provocar, en el peor de los casos, que Windows deje de funcionar y haya que instalarlo de nuevo.


3- La función de cuarentena

Como antes quedó señalado, los archivos en cuarentena se almacenan en la misma condición en la que el software los encontró; más tarde, el usuario puede decidir qué hacer con ellos.

Si en alguna ocasión dejamos la ventana de diálogo de la cuarentena abierta durante un tiempo y en dicho intervalo se detecta un virus y se mueve a la cuarentena, con el botón Actualizar podremos refrescar la vista.

En ciertos casos, es posible Enviar un archivo infectado vía Internet a G Data. El contenido de este archivo se tratará de forma confidencial y los resultados del análisis servirán para mejorar y actualizar las descripciones de virus y el software.

Por fortuna, muchas veces no es demasiado tarde para salvar los archivos infectados. En estos casos, el botón Desinfectar hará que el software elimine los componentes del virus el archivo y lo reconstruya libre de virus. Si el proceso tiene éxito, el archivo se restaurará automáticamente en la ubicación en la que estaba almacenado antes de realizar la exploración de virus.

En otras ocasiones puede ser necesario sacar de la cuarentena el archivo infectado y devolverlo a su lugar de origen. Esta función, realizada a través del botón Recuperar, puede servir para salvar datos y sólo debe ejecutarse en casos excepcionales, adoptando medidas de seguridad estrictas.

En último caso, si ya no se necesita el archivo infectado, es posible pulsar Borrar y eliminarlo de la cuarentena.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor