El e-commerce con tarjetas de pago casi se duplica en 2003

Cloud

Según la CMT, más de la mitad del comercio electrónico de residentes se
realiza con el exterior, siendo la Unión Europea uno de los principales
destinos.

El volumen de transacciones electrónicas en 2003 ascendió a 445 millones

de euros, un 90 por ciento más que en el ejercicio anterior (223

millones), cuando creció un 84 por ciento, según se desprende de un

estudio realizado por la Comisión del Mercado de Telecomunicaciones

(CMT) en colaboración con organizaciones de medios de pago.

Así,

el organismo regulador ha comunicado que el comercio electrónico ofrece

“señales de buena salud” en España, puesto que en total, de 2000 a 2003

casi se ha triplicado el volumen de e-commerce.

En este sentido,

más de la mitad del volumen de comercio electrónico en España durante

2003 fue generado por internautas residentes en el país pero con

empresas situadas en el exterior, principalmente en países de la Unión

Europea.

El estudio sólo observa los pagos online realizados a

través de las entidades de medios de pago con tarjetas de crédito y

débito, “lo que no mide exactamente la totalidad del comercio

electrónico producido en España, sino únicamente la fórmula de

desembolso más habitual en Internet”.

De este modo, la CMT ha

considerado que estas cifras suponen “alrededor” de tres cuartas partes

de todos los pagos de productos y servicios que se realizan, frente a

mecanismos como el contra reembolso o las transferencias bancarias. Esto

situaría el mercado español del comercio electrónico en torno a los 600

millones de euros, a falta de que dentro de unas semanas la patronal

AECE comunique los resultados de 2003.

Pese a todo, resulta

significativo que la mayor parte de las transacciones (el 57 por ciento,

255,15 millones) de 2003 corresponde a adquisiciones de residentes en

España en establecimientos de e-commerce situados en el exterior, cinco

puntos más que un año antes.

Dentro de estas operaciones, el

destino preferido es la Unión Europea, puesto que los residentes en

España compraron de forma online productos y servicios por valor de 173

millones en el mercado comunitario (68 por ciento). En cuanto al mercado

dentro de España, éste movió 132 millones de euros.

Por otro

lado, la tendencia inversa apunta a que los internautas de la Unión

Europea son los principales compradores online en nuestro país, al haber

realizado adquisiciones por valor de 35 millones de euros, por delante

de las procedentes de Estados Unidos (12 millones) y Latinoamérica (3).

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor