El presidente de Livedoor es arrestado por falsificar información

Empresas

El escándalo de la compañía, cuyo crecimiento fue elogiado por el sector financiero, ha resucitado el pánico a una nueva burbuja tecnológica.

El presidente de Livedoor, la puntocom japonesa acusada de falsificar información para aumentar su cotización en bolsa, ha sido arrestado hoy después de someterse a un interrogatorio de la Fiscalía. Junto a él, han sido detenidos otros tres directivos de la compañía, acusados de falsificar información y de emplear prácticas ilegales en la adquisición de otras firmas. Mientras, el parqué japonés cerró la sesión con un nuevo desplome.

La bolsa de Tokio sigue la racha de pérdidas desencadenadas la semana pasada con el estallido del escándalo de Livedoor. Hoy ha cerrado con un fuerte descenso y, al final de la sesión, el índice Nikkei ha bajado 336,04 puntos, el 2,14 por ciento, hasta quedarse en los 15.360,65 puntos. El segundo indicador, el TOPIX, ha cedido 36,49 puntos, el 2,25 por ciento, cerrando en los 1.587,90 puntos.

Livedoor está siendo investigada por violar las leyes bursátiles y falsificar resultados para aumentar el valor de sus acciones en bolsa. El asunto se agravó el jueves al encontrarse el cuerpo de un colaborador de la empresa, Hideaki Noguchi, con las venas cortadas. Tenía 38 años, era vicepresidente de la casa de valores HS, con sede en Tokio, y había participado en las compras hostiles realizadas por Livedoor.

La empresa HS formaba parte del grupo investigado en la gran redada que la Policía realizó el pasado lunes a firmas relacionadas con Livedoor y que fue la que desencadenó el pánico bursátil y las pérdidas masivas en la Bolsa de Tokio.

El escándalo de Livedoor, empresa de Internet fundada en 1996 y cuyo vertiginoso crecimiento fue elogiado por el sector financiero mundial, ha resucitado el pánico a una nueva burbuja tecnológica. A la propagación de este temor también influyó la publicación en Wall Street de los decepcionantes resultados de Yahoo!, Intel e IBM en 2005.

El diario “Yomiuri”, el de mayor circulación en Japón, informó ayer de que en julio de 2004, el presidente Takafumi Horie ordenó a los empleados de su filial ValueClick Japan que manipularan los resultados de la firma para mostrar beneficios inexistentes.

Horie es conocido por sus agresivas operaciones financieras, su gusto por las camisetas de diseño y sus declaraciones ampulosas; además, representaba el modelo de empresario japonés joven y emprendedor.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor