Ericsson quiere convertirnos en USBs andantes

Empresas

En el CES se han visto ya gadgets y presentaciones de todo tipo, pero pocas veces una resulta tan curiosa y sorprendente a la vez de rozando lo absurdamente cienciaficcionario.

Ericsson ha mostrado su nuevo sistema “USB” de conexión entre dispositivos. ¿Otro más? Pensaréis, pero la peculiaridad es que en éste, el cable es nuestro propio cuerpo.

Sí, nuestro cuerpo serrano se convierte en su sistema de transmisión de datos gracias al “acoplamiento capacitivo” desarrollado por Ericsson y que demostraron en la presentación de una forma muy práctica.

Su CEO Hans Vestberg pasó una imagen desde un smartphone hasta una pantalla externa con tan sólo tocar con una mano el smartphone y con la otra un transmisor conectado a la pantalla.

Genial, pero ¿tiene sentido? Supongo que lo iremos descubriendo con el tiempo conforme este posible nuevo estándar corporal se extienda, pero claro, miedo me da empezar a pensar en que tendremos que introducir y por donde para poder compartir ficheros.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor