Estudiante del MIT hace un aparato curativo con un desatascador

Empresas

A la estudiante graduada en el MIT Danielle Zurovcik se le ha ocurrido coger un desatascador de 3$ y hacerse, por succión, un aparato curativo. La presión negativa (o succión) no está aún bien estudiada, pero durante décadas se ha sabido que es capaz de acelerar la curación de las heridas. Hay máquinas que son capaces de producirla para tratar a pacientes, pero son caras y no están disponibles para países en vías de desarrollo, que es el objetivo de esta versión. Si quieres leer más y ver el vídeo explicativo de nuestra amiga Danielle, puedes hacerlo tras dar el succionante salto.

Las máquinas habituales también tienen su versión portátil, pero su alquiler sigue siendo excesivamente caro: unos 75 € al día. Y eso sin contar las baterías, que tienen que recargarse cada 6 horas. Sin embargo, el succionador de Zurovcik es barato y efectivo. Puede dejarse durante varios días con el paciente, siempre que no hayan fugas. Además, estos tratamientos no requieren cambios de vendajes.

Se han enviado muchas unidades a zonas afectadas por desastres, entre ellas Haití. Al personal médico del lugar les ha encantado el invento. El siguiente paso será su producción en masa y versiones más pequeñas, que incluso podrán usarlas pacientes en movimiento. ¡Todo con un desatascador de la tienda de los chinos! —Javier G. Pereda [MIT news]

Autor: Javiergp
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor