Empresas

La FAA no permitirá que Amazon entregue paquetes con drones

amazon-prime-air-dron-2
1 3

Las nuevas normas sobre drones de EEUU solo les permiten volar entre el amanecer y el atardecer, por debajo de 150 metros, y les prohíbe dejar caer la carga.

Los planes de Amazon para entregar sus pedidos mediante drones parece que van a quedar en nada. La Administración Federal de Aviación (FAA) y el Departamento de Transporte de Estados Unidos han dado a conocer las reglas propuestas para vuelos de aviones no tripulados, con las que Amazon no podría entregar paquetes por esta vía.

El plan de la FAA tiene como objetivo mantener los estándares de seguridad de la aviación. Según las nuevas reglas propuestas, a los aviones no tripulados que pesen menos de 55 libras (25 kilogramos) sólo se les permitiría volar entre el amanecer y el atardecer. Los operadores estarían obligados a mantener los drones dentro de la línea de visión, por debajo de 150 metros, y les prohíbe dejar caer la carga.

Esta propuesta se abrirá a consulta pública antes de su aplicación, lo que podría tardar hasta dos años. Hasta que se complete ese proceso, permanecerán en vigor las normas actuales que regulan el uso de las aeronaves no tripuladas.

De aprobarse finalmente, estas reglas harán muy difícil, si no imposible, para las empresas como Amazon utilizar aviones no tripulados como mensajeros y repartidores. Más bien se centran en las oportunidades para emplear los drones en tareas de búsqueda y rescate, así como en la agricultura.

El vicepresidente de política pública global de Amazon, Paul Misener, comentó la decisión de la FAA a The Guardian: “La FAA tiene que empezar y completar el proceso para abordar las necesidades de nuestro negocio, y en última instancia de nuestros clientes”.

Las trabas al proyecto en EEUU no parecen definitivas para el directivo de Amazon, que abre la puerta a desplegar Prime Air en otros países más recpetivos. “Tenemos el compromiso de hacer realidad nuestra visión para el proyecto Prime Air, y estamos dispuestos a desplegarlo allí donde tengamos el apoyo regulatorio que necesitamos”.

Periodista y profesor, ha ejercido como redactor y editor en medios de información política y cultural. Desde 2012 trabaja en el campo de las nuevas tecnologías. Actualmente es redactor de Itespresso.

Sígame