Ford da un nuevo paso en conducción segura y eficiencia

InnovaciónInvestigación

Ford ha lanzado un nuevo sistema de iluminación con el objetivo de minimizar los riesgos al volante. También han presentado un nuevo sistema de filtrado del aire.

Ford celebró el pasado viernes el encuentro Ford Innovation Workshop en su Centro de Innovación de Aachen (Alemania). ITespresso acudió a la cita donde la firma presentó sus últimas novedades en materia de seguridad y conducción eficiente. La cita contó con la presencia de Ken Washington, vicepresidente de Investigación e Ingeniería Avanzada en Ford, que se mostró orgulloso “de una tecnología que lleva la innovación al próximo nivel de conectividad, autonomía y a una mejor experiencia de usuario. Ya se pueden encontrar vehículos Ford semiautónomos y completamente autónomos que controlan casi todos los aspectos de la conducción para que el cliente no tenga de qué preocuparse. Vivimos un momento muy excitante donde todo es posible”.

La multinacional dio a conocer su nuevo sistema de iluminación que detecta personas y animales en la oscuridad. Conducir por la noche continúa siendo un placer para aquellos que adoran sentarse al volante, sin embargo, la escasa visibilidad en determinados tramos puede jugar malas pasadas en forma de accidentes. El sistema de iluminación frontal avanzado, que funciona mediante cámaras de infrarrojos y cubre un ángulo de 180 grados, alerta al conductor de la presencia de peatones, ciclistas y animales en un radio de hasta 120 metros. Dos faros LED situados junto a las luces de niebla enfocarán en la dirección adecuada para avisar del peligro. También detecta señales de tráfico y ayuda al usuario a minimizar los riesgos actuando como un sexto sentido.

El servicio está construido sobre la tecnología de Iluminación Adaptativa y el sistema Reconocimiento de Señales de Tráfico de Ford, que se irán implantando en los nuevos lanzamientos de la compañía.Ford-IWS2015_SpotLighting_081

Además, gracias a la información del GPS, las curvas y los cambios de rasante también se iluminan, facilitando las tareas al volante. Ford pondrá las cámaras sobre la base del espejo retrovisor y en la parte frontal del coche. Una pantalla situada en el salpicadero mostrará al usuario los objetos a tener en cuenta en color amarillo o rojo, dependiendo de la proximidad y el nivel de peligro que representan.

Ford también mostró a los asistentes un nuevo sistema de filtrado del aire que bloquea la mayor parte de las partículas de dióxido de nitrógeno, polen y gases contaminantes. Presente en el nuevo Mondeo, S-MAX y Galaxy, se sirve de un sensor de calidad del aire y de carbón activado para detectar y bloquear la entrada de dichas partículas. No importa si el coche circula por una autovía o un túnel, Ford ha creado un sistema que se activa automáticamente y actúa para que el conductor no se vea afectado y pueda estar en perfectas condiciones.

“Llevamos desde 2013 trabajando con instituciones como la Universidad de Michigan, la Universidad de Stanford, la Universidad de Aachen o el gobierno británico para sacar adelante estos proyectos. Todo este trabajo pretende aumentar la seguridad, la inteligencia y la comodidad en la experiencia del conductor. Llevamos 100 años cambiando el mundo del motor”, destacó Washington.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor