Full Auto 2: Battlelines

Workspace

Los tímidos inicios de este juego en la Xbox 360 de Microsoft han dado muchos mejores frutos en la nueva consola de Sony.

A la mayoría de jugadores les encantan las cosas que explotan. Y también volar a través del tráfico a velocidad de vértigo. Por lo tanto es realmente excitante encontrar un juego que conjuga ambas cosas y la nueva y esperada consola de Sony seguro que consigue puntos extra con este título entre su catálogo.

Los barrios de la antaño paradisíaca metrópolis de Staunton City se han convertido en auténticos campos de batalla sembrados de automóviles destrozados. Si quieres derrotar a tus rivales y hacerte con el control de la ciudad, necesitarás los vehículos más veloces y todo tipo de armas de enorme poder destructivo.

El primer juego de la serie Full Auto pudo disfrutarse en Xbox 360 y ofrecía una mezcla bastante decente de carreras y devastación, pero tuvo algunas faltas en cuanto al rendimiento. Al juego también le faltó un modo batalla donde los jugadores pudieran olvidarse de correr para dedicarse a destrozarse mutuamente. Pero una de las mayores críticas recibidas fue el de no aportar nada nuevo al género.

Ahora podemos disfrutar de Full Auto: Battlelines para PS3, que se ha esforzado por mejorar el original solucionando los problemas arriba mencionados; y admirablemente, por cierto.

La experiencia ha mejorado en PS3; de hecho la pantalla a menudo estallará en incontables trozos de escombros procedentes de automóviles y edificios. Por otra parte, los jugadores no verán grandes cambios en los modos de juegos. La selección sigue ofreciendo un modo arcade, multijugador, online, y carrera, pero cada uno tiene contenidos adicionales.

Los desarrolladores también han añadido varias cosas a Full Auto 2, haciendo que este título sea mejor que su antecesor. El mejor cambio es el modo combate estilo arena, que mejora las misiones del modo carrera y además tiene su propio modo dedicado en el menú inicio. Existen seis combates disponibles que se benefician de un buen diseño.

Como el primer Full Auto no hay un argumento ni un lazo de unión, el juego consiste en “quemar” misiones. Los mejores gráficos y el nuevo modo de competición han convertido a esta segunda entrega en la mejor de la saga, con diferencia.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor