Demanda a Google de tres extrabajadoras por discriminación sexual

JusticiaRegulación

Las mujeres alegan que se les pagó menos que a sus compañeros varones, como parte de una cultura corporativa que les deniega promociones y oportunidades.

Puede que Google esté trabajando activamente para lograr una mayor diversidad en su plantilla, dominada por varones blancos, y evitar la brecha de género en lo que a contratación y retribución se refiere, pero las medidas no parecen estar teniendo demasiado efecto.

Tres extrabajadoras de Google han acusado al gigante de las búsquedas de pagarles salarios inferiores al de sus compañeros de género masculino, pese a realizar trabajos similares. La demanda colectiva ha sido presentada este mismo jueves en un tribunal de San Francisco.

Según recoge The Guardian, la acusación se interpone en nombre de todas las mujeres empleadas por la empresa en los últimos cuatro años en California, donde tiene sus oficinas centrales la compañía.

De acuerdo a las tres demandantes, las mujeres reciben un menor salario que los hombres en Google de forma sistemática, además de denegárseles promociones a puestos superiores y otras oportunidades laborales. Las trabajadoras quedan relegadas a puestos de menor salario en detrimento de sus compañeros varones.

Entre las acusaciones que las tres querellantes citan en primera persona está el haber sido contratadas a niveles inferiores al que les correspondería por su trayectoria profesional, o menores respecto al de profesionales de sexo masculino que comenzaron en la empresa en la misma época y tenían perfiles similares.

La demanda describe también ascensos entre ingenieros varones de menor cualificación, en tanto se les denegaban promociones similares a las demandantes. Otra de las reclamaciones que se cita en el escrito es que los ingenieros de software de la empresa de género masculino se destinaban a los puestos mejor pagados, en tanto las mujeres se asignaban a posiciones menos prestigiosas.

Uno de los abogados ha abierto la puerta a una ampliación en la acusación al aducir que ha sido contactado por más de 90 mujeres, trabajadoras o extrabajadoras en la corporación, interesándose en la demanda colectiva.

Google ha respondido explicando que cuenta con amplios sistemas para asegurar retribuciones justas entre sus empleados.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor