Varios ex empleados de HTC, acusados de fraude y filtración de secretos empresariales

EmpresasRegulación

Entre ellos puede encontrarse al antiguo responsable de Producto de HTC, Thomas Chien.

En ocasiones los peores enemigos que tiene una empresa pueden formar parte de su plantilla. Varios ex trabajadores del fabricante asiático HTC han sido acusados en un tribunal taiwanés de filtrar secretos empresariales, aceptar comisiones ilegales y falsificación de gastos.

El diario estadounidense Wall Street Journal publica que cinco ex empleados de la empresa se embolsaron una suma total de 33,6 millones de dólares taiwaneses  (1,12 millones de dólares americanos) al aceptar sobornos de proveedores y cobrar gastos falsos a la compañía. Entre ellos se encontraría Thomas Chien, ex vicepresidente de diseño de producto en HTC, quien podría haber filtrado detalles del diseño de la interfaz de experiencia de usuario Sense 6.0, software que aún no se ha liberado oficialmente.

Chien fue detenido el pasado mes de agosto junto a otras dos personas. Sin embargo, los últimos informes apuntan a que en total serían media decena de antiguos trabajadores de HTC los que han sido acusados. A ellos se sumarían otras personas que formarían parte de algunos proveedores y que también habrían participado en el programa. Estas empresas no han sido nombradas por el momento.

La filtración de secretos empresariales y la traición de la confianza podría conllevar una pena de hasta diez años de cárcel para los acusados.

La noticia salpica a HTC en un momento no muy bueno para la compañía. Pese a las positivas críticas recibidas por su teléfono bandera, el HTC One, la firma continúa experimentando una caída significativa de sus ventas de smartphones. La taiwanesa está preparando el lanzamiento del sucesor del One, conocido provisionalmente como ‘HTC One Two’. El dispositivo podría ver la luz durante el primer trimestre de 2014 y de su éxito comercial dependerá el futuro de la casa.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor