Humanos en animación suspendida, a la vuelta de la esquina

Empresas
0 0

Animación suspendida. Como en Aliens y otras tantas películas. Aprendeos el término y no digáis “suspensión animada” (como hago yo a veces, cayendo en el ridículo).
Efectivamente, no tiene nada que ver con que te suspendan y te animes por ello: más bien bajan la temperatura de tu cuerpo hasta límites muy por debajo del mínimo para la vida, ralentizando e incluso parando muchos procesos vitales de tu cuerpo.
La cuestión es que la investigación no para de avanzar y en el Hospital General de Massachusetts, en Boston, se va a empezar a usar en humanos con traumatismos muy graves. Descubre cómo tras dar el salto.

Según The Telegraph:
“El tratamiento de frío, que está siendo desarrollado en el Colegio Médico de Harvard y el Hospital General de Massachusetts en Boston y que aparece en el documental Two Horizon de la BBC, mostrará cuerpos de pacientes siendo enfriados hasta los 10 grados C.
La temperatura normal del cuerpo humano es de 37 grados C y los humanos normalmente mueren rápido si la temperatura del interior del cuerpo cae por debajo de los 22 grados C.”

Vale, ahora la pregunta es: ¿cómo se las arreglan para hacerlo? Básicamente, conectan una bomba a los mayores vasos sanguíneos del cuerpo, reemplazando su sangre caliente por una solución salina que se encuentra a 2 grados.
Sí, da miedo.

El doctor Hasan Alam, el hombre que lidera la investigación, es optimista sobre esta técnica. Piensa que el 90% de los pacientes con traumatismos que ahora implican una muerte segura pueden llegar a salvarse mediante la animación suspendida.

Según afirma tampoco hay efectos secundarios:
“El cuerpo esencialmente está con vida en animación suspendida, sin pulso, sin presión arterial, sin ondas eléctricas en el cerebro. No hemos encontrado evidencia alguna de deterioro funcional tras la operación”.

Se podría resumir diciendo que le dan al botón de pausa. — Javier G. Pereda [Telegraph]

Autor: Javiergp
Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor