Iñaki Arrola: “Los inversores no tenemos ni puta idea de tendencias”

EmpresasFinanciación

El socio de Vitamina K asegura que no sabe lo que va a funcionar, solo invertir en gente que tiene capacidad de liderazgo y da confianza.

Muchos emprendedores creen que lo único que tienen que hacer es montar un negocio y poner la mano, esperando que el dinero de los inversores caiga del cielo. Se equivocan. O así al menos lo cree el socio fundador del fondo Vitamina K, Iñaki Arrola, quien participó la semana pasada en el Día del Emprendedor de Microsoft.

El creador de coches.com quiso sacarle los colores al emprendedor Carlos Barrabés, quién había esgrimido ese argumento de que conseguir venture capital es fácil. “Creo que una empresa no tiene que buscar dinero primero, sino encontrar algo que alguien quiera usar. Para enamorar a un inversor tienes que tener un producto que esté funcionando”, defendió.

Las administraciones y otros agentes están intentando generar una idea de que emprender es fácil y bonito. Arrola quiso recordar los riesgos que entraña. “Cuando montas una startup se pasa muy mal. Tienes que estar dispuesto a cambiar tu vida. He visto empresas de ocho, diez y catorce años sin un duro de inversión”. El socio de Vitamina K insistió en que además de todo lo necesario a nivel empresarial, también se requiere el apoyo de la gente más cercana para comprender ese tipo de vida que a veces no tiene horarios o días de descanso. “O lo llevas bien con quién esté en casa, tu mujer, gato o quién sea u olvídate”, aconsejaba.

Arrola reveló cómo fueron sus orígenes en el lado de los ‘mecenas’. “Mi primera experiencia inversora fue de 20.000 euros a un tipo como yo, casado, con hijos. Cuando iba a ingresarle el dinero, mi mujer me dijo que me iba a engañar, que tenía la ‘mirada sucia’ y no se equivocó”, cuenta el inversor.

“Desde entonces aprendí que por mucho que me hiciera el listo no lo era y que business angel era igual a tonto. No tenemos ni puta idea, no sabemos nada de tendencias. Los inversores no tienen ni idea de si va a funcionar vuestro negocio”, reconoce Arrola, quién también defiende que lo que importa es el factor humano, no tanto la idea, el negocio o la tecnología en sí. “He descubierto que tenemos que invertir en gente. Nos fiamos de gente que sabe liderar y tirar de personas a su alrededor. No creo que ninguno de vosotros vaya a crear un invento y si lo hacéis no voy a invertir en él, porque no voy a saber que es bueno”.

El impulsor de coches.com manifestó que las cosas en España no estaban tan mal a nivel de financiación como se decía y que lo mejor era no tener recurrir al capital riesgo. “Los inversores somos bastante chungos. Puede que no nos necesites, que no necesites nuestro dinero. No hay mejor financiación que la propia, la de vuestros propios clientes”. Es cierto que en países como en EE.UU las rondas son bastante más abultadas, pero aquí tenemos algo que en otros sitios no tienen. Para concluir, Arrola quiso echar un capote a lo público. “”En España hay la posibilidad de contar con determinadas ayudas al principio. En otros países flipan con que tengamos algo como ENISA, no lo conciben”, apostilló.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor