Incubadoras para el tercer mundo hechas con partes de coches

EmpresasStartups
0 0

Aunque en el mundo “civilizado” los bebés prematuros tienen muchas más posibilidades para mantenerse con vida gracias a las incubadoras, este es un lujo que en pocos países pobres pueden permitirse, no sólo por su precio elevado sino también porque repararlos necesita piezas y mano de obra especializada.

La solución, usar partes recicladas de coches usados que pueden encontrarse en casi cualquier sitio y que todo el mundo conoce y puede reparar o buscar recambios. Más detalles de esta genial idea tras el salto.

El equipo de Design That Matters ha creado la incubadora NeoNurture con la idea de hacer llegar esta herramienta tan útil para disminuir la mortalidad infantil en países necesitados, donde estos aparatos son escasos y de difícil acceso para muchas familias.

Usando partes como el filtro de aire, la batería y hasta las luces han conseguido que un aparato que nuevo suele costar 30.000 dólares o más, ahora esté al alcance de todos, aunque el equipo sigue trabajando con el Centro de Integración de Medicina y Tecnología Innovadora en Boston para mejorarlo.

Sí, ya sé que parece una mezcla entre un carrito de perritos calientes y R2D2 pero si funciona y puede salvar vidas daría igual que pareciera Amy Winehouse con un vestido de lady Gaga y de resaca… bueno, no, tanto no que luego los niños se traumatizarían como Dexter.— Dani Burón [NYT]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor