Indra incrementa su beneficio neto hasta los 70 millones de euros

Empresas

La compañía estudia posibles adquisiciones en España y resto de Europa,
en las áreas de Defensa y Tecnologías de la Información.

La empresa de TI Indra registró un beneficio neto de 71,7 millones de

euros en 2003, lo que supone un incremento del 25 por ciento respecto a

los resultados del ejercicio precedente, según ha explicado el

presidente de Indra, Javier Monzón.

El directivo ha aclarado

que este crecimiento se obtuvo tras aplicar criterios de máxima

prudencia en la dotación de provisiones y amortizaciones, que supuso una

amortización acelerada por 11,6 millones de fondos de comercio,

eliminación de determinados activos inmateriales y diversas provisiones

para riesgos y gastos. Esta política frenó la evolución de los

beneficios que, al cierre del tercer trimestre, crecían al 50 por ciento.

Asimismo, el resultado neto de explotación (ebitda) de la compañía fue de

109,1 millones de euros, un 14 por ciento más que en 2002, y el margen

sobre ingresos netos se situó en el 11,1 por ciento, el más alto de las

20 mayores empresas europeas por capitalización bursátil.

Mientras, el beneficio por acción se situó en 0,485 euros, un 25 por ciento

más, y la generación de flujo de caja operativo creció un 31 por ciento,

hasta 113 millones, lo que situó la posición neta de caja en 137

millones, 100 millones más que en 2002.

Finalmente, la

rentabilidad sobre activos netos (Roce) aumentó hasta el 60 por ciento,

con una rentabilidad sobre fondos propios (ROE) del 27 por ciento.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor