Intel cambiará la forma de denominar sus chips

Workspace

Intel adoptará un nuevo sistema para diferenciar sus procesadores sin
utilizar los GHz o la velocidad de reloj.

A partir del próximo mes de mayo el fabricante de chips empezará a

adjuntar a cada uno de sus nuevos procesadores un número con el objetivo

de ayudar a los consumidores a diferenciar un procesador de otro de la

misma familia. Intel utilizará los números en cadenas de 300, 500 y 700,

similar al modelo de números que BMW utiliza en sus coches.

Con este paso Intel pretende que el nuevo sistema ayude a los

consumidores a evaluar mejor las características principales de un

procesador, incluido la velocidad de reloj, el tamaño del caché y la

velocidad del bus.

El nuevo sistema supone un cambio radical en

la oferta de marketing de la compañía, que hasta ahora enfatizaba la

velocidad de reloj como la memoria principal del rendimiento. En su

lugar, el nuevo sistema procurará crear un escenario en el que una

persona escoja entre varios chips de la serie 300, por ejemplo, y que

esa decisión se equipare con el bueno, más bueno o mejor procesador.

Un analista de la firma Mercury Research afirma que la necesidad de una

métrica que vaya más allá de la velocidad de reloj “está siendo cada vez

más evidente”.

Actualmente, cuando se compra un PC con

un procesador de Intel, el consumidor debe escoger entre varias

versiones de los procesadores Celeron o Pentium 4 de la compañía, cuya

velocidad de reloj varía entre los 2,2GHz y 3,4GHz. Asignar a cada chip

un número ayudará a los compradores al reducir las opciones y ofrecerá

un mejor significado del caché y velocidad del bus. Estas dos

características influyen en el rendimiento del procesador al mantener

una serie de datos cerca del corazón del procesador y enviando el flujo

de datos dentro y fuera del procesador respectivamente.

Debido a

su predominio en el mercado de PCs, cualquier cambio que lleve a cabo

Intel afectará en los fabricantes de chips, distribuidores y

consumidores. Según al firma de investigación de mercado Mercury

Research, Intel cuenta con una cuota del 83 por ciento en el mercado de

procesadores, comparado con casi el 15 por ciento de su rival AMD.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor