Microsoft refuerza su trabajo en inteligencia artificial con el Microsoft Research AI

CienciaInnovaciónInvestigación

El nuevo centro de investigación cuenta con cien empleados y está situado en las oficinas centrales de Redmond.

El interés de Microsoft por el desarrollo de la inteligencia artificial dista mucho de ser secreto. Los de Redmond apuestan por esta tecnología con tal firmeza que en septiembre del año pasado creaban una división dentro de la empresa focalizada exclusivamente en este trabajo, a la que llamaban AI and Research Group.

Actualmente, este brazo de la compañía cuenta con 7.500 empleados y distintos centros. En abril entraba en funcionamiento el hub de Microsoft en Berlín centrado en AI, que se sumaba al de Shenzen, en China, y al equipo de las oficinas centrales en Redmond.

Precisamente sobre el trabajo en esta última localización ha conversado el vicepresidente responsable del brazo de Microsoft de inteligencia artificial e investigación, Harry Shum, en un evento este miércoles en Londres. Shum ha revelado la existencia del Microsoft Research AI, el nuevo laboratorio de investigación que funcionará también como incubadora de proyectos relacionados con la inteligencia artificial.

Como explica Shum en el blog corporativo, el equipo de científicos e ingenieros destinados a este centro trabajarán próximos a otros laboratorios y grupos de investigación y producto de la compañía, buscando solución a los principales problemas que sufre la AI hoy en día y acelerando la integración de herramientas basadas en esta tecnología en bienes y servicios. La unidad está compuesta por alrededor de 100 empleados, revela Bloomberg.

Entre las aplicaciones de la inteligencia artificial que se están ya investigando en el Microsoft Research AI están el machine learning, percepción y procesamiento del lenguaje natural o visión computerizada. En concreto, el laboratorio tiene ya en marcha varios proyectos en los que se contempla la adopción de estas tecnologías para asistentes conversacionales, robótica, biomédica, vuelos autónomos o microproductividad.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor