Jawbone demanda a Fitbit por robar trabajadores e información

LegalRegulación

Los buenos resultados de Fitbit podrían verse empañados si finalmente la reciente demanda de Jawbone por robo de trabajadores e información prospera y termina con un veredicto de culpabilidad.

Fitbit está cosechando un gran éxito con sus wearables deportivos. La empresa es una de las más importantes del sector y ha dejado atrás a otras con más años de experiencia. Pero según Jawbone, el éxito de Fitbit no sería únicamente fruto de su trabajo. Tal como denuncian, acusan directamente a Fitbit de robarles información secreta, que habrían obtenido de antiguos trabajadores.

Según Jawbone, Fitbit habría estado contactando con el 30% de su plantilla para intentar reclutarlos. Acusan además directamente de robo de secretos a cinco antiguos empleados, que ahora forman parte de Fitbit. Estos empleados tendrían información privilegiada del funcionamiento de Jawbone y habrían robado importantes datos y secretos de la compañía para dárselos a Fitbit.

En las acusaciones llegan incluso a indicar que los trabajadores se enviaron a sus cuentas personales de correo electrónico o se descargaron en pendrives USB propios datos muy importantes sobre el funcionamiento de Jawbone, sus suministradores, roadmaps, análisis y predicciones del mercado.

Fitbit alega en un comunicado que no tienen ninguna necesidad de robar información de otras empresas. Indican de hecho que desconocen estar en posesión de cualquier información confidencial de Jawbone y que se defenderán ante estas alegaciones.

La demanda podría ser también una estrategia de Jawbone para tratar de ‘dinamitar’ la OPV de Fitbit, además de una manera de publicitar sus próximos monitores de actividad, el Up2 y el Up3. Pero de ser cierto lo que dice Jawbone y ser capaces de demostrarlo, Fitbit podría encontrarse con graves problemas tanto legales, como económicos y de prensa.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor