KiloCore, el primer procesador de 1.000 núcleos del mundo

ComponentesWorkspace

El KiloCore, desarrollado por la Universidad de California, resultará de utilidad para tareas como el cifrado y el manejo de grandes datos.

La escalada de los procesadores multinúcleo parece haberse ralentizado en los últimos años. Hoy, cualquier smartphone de medio pelo lleva en su interior un chip de ocho núcleos, en muchos casos sobrado para las funciones del teléfono. Pero en el ámbito de la supercomputación y de las tareas complejas, más núcleos sí suponen una diferencia sustancial.

Es a esos ámbitos donde se dirige el KiloCore, un microchip desarrollado por el equipo de investigadores Davis de la Universidad de California que cuenta con 1.000 procesadores que pueden funcionar de forma independiente cada uno.

El primer procesador de 1.000 núcleos en el mundo es capaz de hacer frente a 1,78 billones de instrucciones por segundo, lo que hace del KiloCore el procesador de más alta frecuencia de reloj que se haya diseñado en una universidad, informa TNW.

Debido a que cada procesador puede funcionar y apagarse cuando no esté en uso por sí mismo, el KiloCore puede utilizar la energía de manera tan eficiente que puede ser alimentado por una sola batería AA. Los investigadores de UC Davis aseguran que su chip ejecuta las instrucciones de una forma más de 100 veces más eficiente que el procesador de un ordenador portátil moderno.

Además de la la supercomputación, un procesador de 1.000 núcleos es interesante para tareas como el cifrado y el manejo de grandes datos, además de procesamiento de vídeo, funciones criptográficas y manipulación de datos científicos. Naturalmente, por el momento no se piensa en aplicaciones de consumo.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor