La AI critica que los operadores tengan que pagar para emitir canales gratuitos

Regulación

La asociación asegura que en el proyecto de nuevo reglamento que prepara el Gobierno tienen cabida las más diversas regulaciones.

Asociación de Internautas (AI) ha criticado que el Gobierno contemple en la reforma del reglamento de prestación del servicio de radio y televisión por cable que estas compañías tengan que pagar a los canales de TV “una contraprestación” por transportar unos canales gratuitos, “obligando a los consumidores a comprar otro descodificador”. Además, ha defendido el plazo mínimo de 11 días de antelación para que los canales difundan su programación.

La Asociación advirtió que la redacción del borrador perjudica a más de un millón y medio de internautas que acceden a la Televisión Digital Terrestre (TDT) por medio de la Red, y recuerdan que desde 1995, en la Ley del Cable, los operadores han cumplido con la obligación de transportar y hacer llegar a sus abonados la señal de todos los canales de televisión nacionales, autonómicas y municipales, tanto mediante tecnología analógica como digital.

“No parece razonable que en el escaso horizonte existente hasta el apagón analógico, fijado para 2010, se genere un régimen diferente, ni resulta razonable que en este periodo transitorio se pretenda cobrar a los operadores de cable por aquello que los ciudadanos pueden ver en abierto y gratuitamente”, una actividad que hasta la fecha han cumplido por imperativo legal, recuerdan.

Además, AI considera que la legislación ha servido para dar una difusión más amplia a cadenas que no podían alcanzarla por sus propios métodos, al tiempo que sirve para fomentar el acceso a una nueva tecnología de emisión, la de la televisión digital terrestre (TDT). “Por otra parte, la TDT tiene carácter de servicio público y la difusión de su señal mediante distintos sistemas responde a la necesidad de desarrollar y consolidar una nueva tecnología, con lo que la Administración estaría fomentando el acceso de los ciudadanos a la misma, lo que debiera constituirse en su prioridad”, aseguran.

La asociación critica que el proyecto de nuevo reglamento que prepara el Gobierno “se esté convirtiendo en un cajón de sastre en el que tienen cabida las más diversas regulaciones”. Uno de los aspectos que rechazan es el de bajar el límite de antelación fijado a las televisiones para dar a conocer sus parrillas a siete días como mínimo frente a los 11 establecidos hasta el momento.

“El proyecto de nuevo reglamento supone en la práctica la anulación del derecho a la información para la mayoría de los ciudadanos”, denuncian. En este sentido, lamentan que la programación se difunda a través de las páginas de teletexto, de las guías electrónicas o de las páginas Web de las propias televisiones.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor