La cotización de Samsung llega a su máximo histórico

EmpresasMercados financieros

A pesar del revés que supuso el escándalo del Note 7, Samsung está en uno de sus mejores momentos y su cotización ya ha alcanzado su máximo histórico.

La compañía coreana Samsung lleva cotizando en Bolsa desde 1975, y acaba de alcanzar su mayor valor desde entonces, 1,746 millones de won por acción, gracias a la última subida, que sitúa el aumento del valor de sus acciones en este 2016 en un 39%, nada mal si tenemos en cuenta los problemas que ha tenido con el Note 7 y la crisis bursátil que sacudió los mercados a principios de este año.

Esta época de bonanza de Samsung coincide con la presión de la gestora Elliott Management para hacer cambios radicales que permitan, por un lado, que la familia Lee siga manteniendo su poder, y por otro, mejorar la transparencia, resultados y retorno para los inversores.

La junta de Samsung y Elliot Management, liderada por el multimillonario Paul Elliott Singer, están negociando la posibilidad de dividir Samsung Electronics en dos empresas, una que serviría para mantener la propiedad y control del conglomerado empresarial en manos de los Lee, y otra que sería la compañía operativa, que de esta forma tendría más libertad para mejorar sus resultados y gestión.

Junto a la posible división, Elliott propone también un aumento considerable de los dividendos, una recompra masiva de acciones y cambios en la junta, para contar con varios puestos independientes. También se plantea la incorporación de Samsung C&T e incluso el empezar a cotizar en EEUU, pero como ya ha indicado el CFO de la compañía, Lee Sang-hoon, aunque la propuesta se está teniendo muy en cuenta, por ahora esos dos últimos puntos no se contemplan como algo viable.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor