La nueva pantalla, detrás de los problemas de suministro del iPhone 5

EmpresasMovilidad

El ritmo de producción de la tecnología in-cell de las pantallas del smartphone no es capaz de dar respuesta a la demanda.

El iPhone 5 ya está agotado, tras un record de demanda y de compras en los primeros días. Y detrás de los retrasos, que llevan a que muchos usuarios que han hecho la reserva no vayan a recibir el teléfono hasta octubre, podrían estar los problemas que está causando la producción de la nueva pantalla.

Esta pantalla utiliza la tecnología in-cell, que permite que sea más fina y ligera. No obstante, la fabricación de este tipo de pantallas sería mucho más complicada que la de las utilizadas hasta ahora por los smartphones, y el ritmo de producción no está siendo capaz de dar respuesta a toda la demanda de iPhone 5.

Las pantallas del iPhone 5 son fabricadas por LG Display, como hasta ahora, pero también por Sharp, un nuevo partner al que Apple ha añadido para reducir su dependencia de LG. No obstante, Sharp no habría sido capaz de empezar a enviar las pantallas antes del debut del iPhone 5 el pasado viernes.

En cuanto a LG, también estaría teniendo bastantes problemas para fabricar las nuevas pantallas, con lo que la producción de iPhones 5 se está viendo ralentizada, según recoge Bloomberg.

Eso sí, son muchos los que creen que el problema no es tan grave. “Es un problema que todos los demás querrían tener”, aseguró Tom Dinges, analista de IHS iSuppli. “Incluso si vas a entrar en algunas áreas en las que va a haber escasez de suministro, Apple va a lograr una cantidad desproporcionada de los suministros que sí hay – son tu mejor cliente”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor