La Sociedad de la Información en España, a cinco años de la UE

Cloud

El único apartado optimista del informe de Auna es el relativo a la difusión de la telefonía móvil, con un grado de penetración del 90 por ciento.

España está lejos de la convergencia con Europa y en “relativo estancamiento” en el desarrollo de la Sociedad de la Información, revela el Informe eEspaña 2005 elaborado por la Fundación Auna. Si bien España experimenta progresos en todos los ámbitos, la brecha que nos separa del resto de países europeos continúa aumentando año a año, sentencia el estudio.

Según destacan los autores del estudio, España no ocupa la posición que se le supone por desarrollo económico e incluso está por debajo de la media de la UE ampliada a 25 países: nuevas incorporaciones como Chipre o Eslovenia han superado a España en la clasificación de hogares con conexión a Internet, y en la mayoría de apartados España está detrás del puesto número 20.

Manuel Gimeno, director general de la Fundación Auna, señala al respecto que se necesitarían cinco años para converger con los líderes del continente si se mantuvieran los actuales ritmos de crecimiento, si bien, explica, esto sólo sería posible gracias a que en la mayoría de categorías los países más desarrollados alcanzarían su techo en poco tiempo.

El estudio también refleja que el número de internautas en España representa el 34 por ciento de la población, muy lejos del 61 por ciento de los países del Norte de Europa, parámetros que se repiten en cuanto a hogares conectados o comercio electrónico. Según Gimeno, el techo en estas categorías está en torno al 70 por ciento de la población, índice que España podría alcanzar en aproximadamente cinco años. “Lo grave son las oportunidades que se están perdiendo por el camino”, añade.

“Estamos estancados con respecto a nuestro entorno, lo que quiere decir que estamos radicalmente atrasados”, declara Gimeno, que califica de “muy insuficiente” el aumento del 11 por ciento de las conexiones a Internet en el último año. “Es muy preocupante que, ocupando puestos tan bajos, la posición de España no mejore más, y que se produzcan unas diferencias tan abultadas por Comunidades Autónomas”, apunta.

A su juicio, el ritmo de crecimiento de España debería estar en torno al 20 por ciento, porque, recuerda, dos tercios de la población no utiliza Internet en absoluto todavía. Acerca de la penetración de la Red entre la población, el informe constata el “uso sofisticado” que los internautas hacen de Internet porque la proporción de hogares de banda ancha se equipara a la media europea, si bien los autores del estudio alertan de que “un apabullante 72 por ciento de las personas que no utiliza Internet reconoce que sencillamente no le encuentran ningún interés”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor