La solución al aparcamiento de bicis pasa por colgarlas a varios metros del suelo

EmpresasInnovación

Afortunadamente como monociclista uno no sufre los estragos del robo de bicis que continuamente azotan a los ciclistas, y es que antes que la ausencia de carriles bici, a mi parecer el primer escollo para que no se anime más gente a coger la bici es la facilidad con la que pueden robártela y la dificultad para encontrar un sitio de confianza para dejarla solica. Ante esta situación nace Bike Hanger, la percha aérea urbana para bicis.

Este peculiar sistema de aparcamiento para bicis es una propuesta de Manifesto Architecture de Nueva York. Básicamente se trata de dos ruedas gigantes que permiten mover una cinta llena de enganches para bici y cuya rotación se consigue curiosamente pedaleando.

Sí, Bike Hanger no usa motores sino el esfuerzo de sus usuarios en una especie de bici estática para ir pasando bicis hasta encontrar un hueco donde engancharla o hasta bajar la tuya propia.

Está pensada para usarse en la fachadas de los edificios y aunque no es que tenga una gran capacidad, entre 20 o 30 bicis, al menos sería una forma curiosa de dejar tu bici a buen recaudo.

Aunque ahora que lo pienso, como no tenga vigilancia o un buen sistema de cierre se convertiría más bien en un buffet libre giratorio a lo sushi-bar para ladrones de bicis.— Dani Burón [ArchDaily.com]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor