La Unión Europea quiere regular el volumen de los mp3

EmpresasRegulación

La comisión quiere que cualquier reproductor de música portatil vendido en el continente, incluidos los iPod, no pueda superar los 85 decibelios.

La Comisión Europea se ha propuesto cuidar la salud auditiva de los ciudadanos de la Unión, alertada por informes que señalan que el año pasado hasta diez mil personas sufrieron pérdida de audición por escuchar música a un alto volumen durante largos periodos de tiempo.

Por eso, se ha propuesto regular el volumen tope que pueda alcanzar cualquier reproductor de música, incluido los iPod. La Unión Europea ha sugerido que el volumen máximo permitido se sitúe en 85 decibelios y trabajará para conseguir la aprobación de ese límite a partir del próximo mes de enero. Se espera que para primavera pudiese estar aprobado de forma definitiva.

En la actualidad, algunos reproductores de mp3 pueden llegar hasta 120 decibelios de potencia, lo que supone un riesgo para la capacidad auditiva. La limitación que persigue la UE rediciría los problemas de daños en la audición, aunque los usuarios pudieran llegar a manipular sus dispositivos hasta alcanzar los 100 decibelios.

Incluso los fabricantes serían partidarios de imponer la limitación que propone la Comisión Europea, aunque no están de acuerdo con la cifra que se pretende marcar como tope.

“La solución debe ser el término medio entre la seguridad y el entretenimiento para el usuario. Con 85 decibelios no sería suficiente para sólo escuchar la música y no percibir ruidos del exterior”, ha señalado Tony Graziano, representante de DigitalEurope, una asociación que aglutina a los principales actores de la industria y que tiene su sede en Bruselas.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor