Empresas

Las 6 tendencias tech que definirán 2015 según el CES

ces-selfie
3 18

Desde las pantallas 4K hasta la impresión 3D, estas son las tendencias que los fabricantes quieren que compremos este año.

Esta semana tuvo lugar en Las Vegas el Consumer Electronic Show (CES), la feria de electrónica de consumo más importante del mundo que, al celebrarse siempre en enero, sirve para detectar las tendencias que las compañías tecnológicas quieren que marquen los próximos meses. Después, como siempre, será el consumidor quien decida si esas tendencias de verdad interesan o no (un gran ejemplo de fracaso fueron las teles 3D, que llenaron el CES hace un par de años y que ahora parecen haber desaparecido para siempre).

¿Qué ha ocurrido esta edición? ¿Por qué tecnologías han apuntado en masa las compañías tecnológicas como si se hubiesen puesto de acuerdo? Ha habido un poco de todo, algunas tendencias que llevamos ya varios CES viendo (las televisiones 4K, por ejemplo) y otras que de pronto han tomado a la feria por sorpresa, como la inquietante ubicuidad de los palos para enganchar a la cámara o al smartphone y hacer selfies. Pero vayamos desgranándolas una a una. Estas son las 6 tendencias tech que definirán 2015 según el CES:

1. Smart-todo o el Internet de las Cosas. Hace no mucho el Internet of Things parecía una de esas tendencias de las que hablaban mucho las compañías tecnológicas, pero que no acabábamos de ver. No obstante, ahora puede decirse que ese Internet de las Cosas o el momento en el que todo, todo, se ha vuelto inteligente, ha llegado. La solución suele pasar por añadir conexión Bluetooth y quizá algunos sensores a objetos del día a día. Conectados a una app, de pronto, pueden ser controlados de forma remota o darnos información que hasta ahora no teníamos. Camas que nos dicen qué tal dormimos (SleepIQ Bed), hornos que se activan por voz (Decor), lavadoras que se conectan con Nest… La lista es casi infinita.

2. Coches conectados. Lo de que el coche es el nuevo gadget por excelencia hace ya unos años que lo decimos, y la presencia de fabricantes de automóviles en ferias de este tipo ya no es rara. Este año el CES nos hizo ver el futuro de los coches autónomos mucho más cercano, además de pronosticar el final de las llaves: ¿para qué las quieres si puedes controlar el coche desde tu smartphone o smartwatch? Y luego están todos los sistemas de entretenimiento que incluirán esos coches del futuro, como el anunciado por Ford (que se pasa a BlackBerry QNX).

3. Televisores 4K. Esta es una de esas tendencias que llevan muchos años apareciendo por el CES, pero este año parece que la cosa empieza a ser más real. Hasta ahora, el gran problema de estas televisiones era que eran excesivamente caras, pero poco a poco van siendo más asequibles. Las de 50 pulgadas de Sony costarán 1.000 dólares, y tanto LG como Samsung se espera que tengan precios similares. ¿Los contenidos? Plataformas como Netflix o Amazon Instant son las que llevan la iniciativa en el 4K. Además, las televisiones curvas también se vieron mucho por la feria.

4. Wearables. Por supuesto, seguimos en plena era de los wearables y el CES lo dejó muy claro. Muchos smartwatches y muchísimas pulseras de fitness, pero también cosas más originales, como una chaqueta reflectante para ciclistas con luces intermitentes incorporadas (sí), auriculares que miden tus pulsaciones mientras corres y te dicen al oído qué tal lo estás haciendo, o cosas más raras como Belty, el cinturón inteligente que se ajusta de forma automática y te dice si estás engordando.

5. Impresoras 3D. Otra tendencia de esas que siempre se presenta de forma algo débil y que no se sabe si llegará a las masas o no, pero en la que los fabricantes insisten. Y este año fue algo más intensa y firme: con un pabellón entero de la feria dedicado a estas impresoras, hubo impresión de comida, software de diseño mucho más sencillo e ideas como la de diseñar tus propios wearables para que, por fin, sean bonitos.

6. Selfies. Esta tendencia es un poco al revés: se trata de una moda iniciada por los propios consumidores, y por fin las tecnológicas se han decidido a aprovecharla. La palabra selfie aparece en todas partes, y los anuncios relacionados toman múltiples formas. Desde la llegada en multitud de palos para cámaras y smartphones, pasando por cámaras delanteras en los smartphones de mayor resolución y flashes portátiles para mejorar la luz de los selfies, hasta un drone que se aleja de ti, te hace una foto, y vuelve a modo de boomerang, 2015 seguirá estando plagado de autofotos.