Las entidades de gestión cultural sellan un texto contra la supresión del canon

Cloud

Según los firmantes, la remuneración que obtienen por el uso privado de CD y DVD la destinan en un “porcentaje muy significativo” a la promoción cultural.

El canon compensatorio por copia privada que se aplica a los CD y DVD vírgenes ha desatado una nueva batalla de declaraciones. Las principales entidades de gestión cultural han presentado una declaración conjunta contra la supresión del canon, prevista en la proposición de ley del PP que aprobó el Senado el pasado mes de mayo. Por su parte, los fabricantes, agrupados en torno a ASIMELEC, han afirmado que la cantidad del canon actual es una “barbaridad” y exigen que se reduzca “un 75 por ciento”.

El texto, suscrito por más de 120 entidades de gestión, señala que la remuneración por copia privada existe en la mayoría de países avanzados (con excepción de Gran Bretaña e Irlanda) y los intentos de eliminarla sólo obedecen a una “campaña” puesta en marcha por fabricantes e importadores, “interesados en obtener mayores márgenes comerciales” y no en defender al usuario.

Según los firmantes, la remuneración que obtienen por el uso privado de CD y DVD la destinan en un “porcentaje muy significativo” a fines asistenciales y de promoción cultural. El año pasado la cantidad fue cercana a los 16 millones de euros.

Las entidades aseguran que la polémica en torno al canon ha sido creada “artificialmente” por “una campaña de intereses de empresas muy concretas”. Así, el presidente de SGAE, Eduardo Bautista, confió en que el Congreso desestime la iniciativa del Senado, que prosperó gracias al error de un diputado socialista. En su opinión, la supresión del canon no sólo la rechazan las formaciones de izquierdas, sino que en el PP existe una “fragmentación ideológica” y no todo el partido apoya la iniciativa de su grupo en la Cámara Alta.

Por su parte, ASIMELEC rechazó las acusaciones que recibió de las entidades de gestión de haber montado una “campaña de intereses” para lograr la supresión del canon. En este sentido, el director general de ASIMELEC, José Pérez García, manifestó que el Senado aprobó una medida en esa dirección porque existe una directiva comunitaria que hay que cumplir y después de que el canon vigente haya favorecido la aparición de muchas empresas fraudulentas.

Pérez afirmó que ASIMELEC “sólo ha informado a la opinión pública sobre el perjuicio que ocasiona el canon y ha defendido una rebaja drástica del mismo”, pero no ha presionado “ni en el Senado ni en ningún sitio”.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor