Last.fm seguirá siendo gratuito durante un tiempo

Cloud

Las quejas de los usuarios han empujado a los responsables de la radio online a aplazar el cobro de sus servicios hasta que encuentren medidas alternativas de financiación.

Last.fm, la popular radio online en streaming, anunció hace una semana que empezaría a cobrar sus servicios porque la financiación por publicidad no era suficiente. Según explicaron los responsables, la medida afectaría a todos los países excepto EEUU, Reino Unido y Alemania, y supondría el pago de tres euros al mes para poder escuchar todo el catálogo de canciones.

Tras el anuncio, las quejas de los usuarios no se hicieron esperar y muchos decidieron abandonar directamente la radio y pasarse a servicios parecidos como Yes.fm, Spotify o Deezer, que ofrecen radio de pago y gratuita.

“La comunidad Last.fm es extremadamente internacional, compuesta de prácticamente personas de todos los países del mundo”, ha explicado Richard Jones, fundador de Last.fm, “sin embargo, no podemos estar en todos los países en los que se ofrece el servicio apoyándonos sólo en la publicidad”.

La radio online ha decidido posponer el pago por el uso del servicio mientras estudian otras alternativas, aunque aseguran que finalmente tendrán que cobrar. Por el momento han anunciado que darán la opción de regalar suscripciones, desarrollarán un sistema de pago por móvil para no depender de PayPal y abrirán sus API para aplicaciones de terceros.

“Internet es global, y las restricciones geográficas parecen injustas, pero es la realidad a la que nos enfrentamos cada día cuando gestionamos la música con las asociaciones de concesión de licencias”, justifica Jones.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor