Liam, el robot de Apple para reciclar iPhones usados

Green ITInnovación

Este robot destruye los iPhones para separar las diversas partes del teléfono, de cara al posterior reciclaje de materiales como cobalto, oro o cobre.

La presentación del iPhone SE de ayer dejó numerosos comentarios sobre la vuelta de Apple a los dispositivos pequeños. Pero el evento sirvió también para presentar algunas iniciativas curiosas de la compañía de Cupertino. Una de ellas, enmarcada en el campo medioambiental, es el robot Liam, diseñado para facilitar el reciclaje de los viejos iPhones.

Presentado por Lisa Jackson, vicepresidenta de Medio Ambiente, Políticas e Iniciativas Sociales de Apple, Liam es un robot destrozón: un dispositivo industrial especialmente diseñado para romper iPhones. El objetivo es que las diversas partes del teléfono puedan ser reutilizadas y recicladas posteriormente.

Según TechCrunch, Liam detecta las diversas partes del teléfono antes de desmontarlo y posteriormente separa y envía los componentes individuales a una planta de procesamiento para su reciclado.

Concretamente, la compañía destaca que su robot rescata el cobalto y el litio de la batería, el oro y el cobre de la cámara, la plata y el platino de la placa base, y también el aluminio de la carcasa.

El desarrollo de Liam es parte del esfuerzo de Apple en el ámbito de la reducción, la reutilización y el reciclaje de los componentes empleados en la construcción de teléfonos inteligentes. Un tema, el de los materiales que componen los smartphones, delicado desde el punto de vista ambiental y social, como quedó de manifiesto con el revuelo causado hace un par de meses, cuando Amnistía Internacional denunció que las baterías de los teléfonos de Apple, Samsung y Sony contienen cobalto extraído por menores de edad en minas africanas.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor