Los griegos pintaban sus esculturas a lo miniaturas del Warhammer

Empresas
0 0

Casi hubiera preferido que no se descubriera esto. Siempre pensé que las estatuas griegas tenían ese color blanco prácticamente inmaculado, por estética, esa sana sobriedad que hacía de estas obras arte imperecedero.

Pero a juzgar por lo que han revelado unos análisis, el gusto de los antiguos escultores griegos se asemeja más bien al de alguien que pinta miniaturas Eldar y no sabe lo que son los brillos ni las sombras…

Basándose en una técnica llamada “rastrillo de luz” los restauradores son capaces de “ver” los verdaderos colores con los que estas antiguas esculturas lucían antaño.

La técnica básicamente funciona colocando una lámpara de manera que la luz pasa prácticamente paralela a la superficie del objeto. Gracias a que las diferentes pinturas desaparecen a distinto ritmo, se puede descubrir los patrones y diseños.

Además usando luz ultravioleta los restos de pigmentos orgánicos brillan, a lo CSI, gracias a lo cual se pueden descubrir los detalles. Ahora sólo queda saber que colores corresponden, y para ello se basan en la espectroscopía con luz infrarroja para los compuestos orgánicos, y rayos x par los inorgánicos.

Gracias al estudio anterior, puede saberse los materiales que formaban los pigmentos y de esta manera conocer los colores exactos tal y como se usaban en la antigua Grecia.

No sé, a mi me resultan un poco horteras con los colorines, ¿y a vosotros? Al menos, lo bueno que saco de todo esto es que ahora sé que probablemente el paso del tiempo le sienta bien a las obras de arte infumables. Puede que mis tataratataratataranietos sí que lleguen a apreciar entonces a Miró y Mariscal…— :Dani Burón [The Smithsonian]

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor