Los ingresos de Intel crecen a pesar de Atom

Empresas

Intel ha ganado un 24% más, hasta los 3.700 millones de dólares, en el tercer trimestre, que finalizó el pasado 1 de octubre, a pesar de una caída del 32% en el negocio de procesadores Atom.

Intel ha presentado los resultados correspondientes a su tercer trimestre con un incremento de ingresos  gracias a la venta de chips para servidores y PC, y a pesar una caída de las ventas de procesadores Atom para netbooks y tablets.

El fabricante de chips ha obtenido un beneficio de 3.700 millones de dólares non-GAAP para el trimestre que finalizó el pasado 1 de octubre, un 24% más comparado con el mismo periodo del año anterior. El beneficio GAAP ha sido de 3.500 millones de dólares, o 0,65 centavos por acción.

En cuanto a los ingresos non-GAAP, han sido de 14.300 millones de dólares, un 29% más si se compara con el tercer trimestre de 2010. Si se toma la base GAAP, los ingresos han sido de 14.200 millones de dólares, por encima de las previsiones de los analistas, que esperaban 13.900 millones de dólares.

Los ingresos de la unidad de negocio PC Client, centrada en los chips para desktops y portátiles, han alcanzado los 9.400 millones de dólares, creciendo un 22% comparado con el tercer trimestre del pasado año. En cuanto al grupo Data Center, centrado en chips para servidores, ha tenido ingresos de 2.500 millones de dólares, un 15% más respecto al tercer trimestre de 2010.

Los ingresos procedentes del microprocesador Intel Atom han caído un 32% hasta los 269 millones de dólares, debido principalmente a una caída de la demanda de netbooks, aseguran desde la compañía.

La demanda del mercado de PCs ha caído en mercados maduros como Estados Unidos y Europa Occidental, pero en regiones como China, India o Brasil son cada vez más importantes para Intel. Actualmente China en el mercado de PC más importante, mientras que Brasil es el tercero. Los ingresos procedentes China crecieron un 12%, mientras que los de India se incrementaron un 21% en el tercer trimestre respecto al del año anterior.

Intel ha puesto muchas esperanzas en los ultrabooks, una nueva categoría de producto que pretende aprovechar lo mejor de los tablets y lo mejor de los netbooks. Lenovo, Asus y Toshiba ya han anunciado los primeros ultrabooks con precios a partir de los 899 dólares.

Los ultrabooks de Intel están basados en los procesadores Sandy Bridge, pero empezarán a utilizar la microarquitectura Ivy Bridge a primeros del próximo año.

Para el cuarto trimestre Intel espera ingresos de 14.700 millones de dólares.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor