Massachusetts gravará los viajes a través de plataformas de ridesharing

LegalRegulación

Los ingresos, de 20 centavos por viaje, irán a un fondo general de transporte, a las ciudades del estado y a la industria del taxi.

Las autoridades de todo el mundo no están por lo general muy satisfechas con la creciente popularidad de las plataformas para compartir vehículo como Uber o Lyft. A ello se suman las presiones de los taxistas. Massachusetts tiene una idea para conciliar la competencia entre ambos tipos de servicio de transporte, e ingresar de paso dinero con ello.

El gobernador del estado de la costa Este de EEUU, Charlie Baker, ha fijado por ley una tasa de 20 centavos que se aplicará a cada viaje efectuado a través de plataformas de ridesharing, incluyendo Uber, Lyft y sus competidores, informa CNET.

Ese dinero se destinará a tres propósitos diferentes. Así, 5 centavos irán a un fondo general de transporte, 10 centavos se destinarán a las ciudades y 5 centavos recaerán en la industria del taxi. El objetivo es que el dinero ayude a las compañías de taxis mediante “nuevas tecnologías y servicios avanzados, seguridad y capacidades operativas”.

El impuesto no funcionará como un incremento gradual de la factura del viaje, puesto que una ley actual impide esa práctica. En su lugar, las empresas de ridesharing tendrán que pagar la cuota directamente al estado, lo que significa que el coste de los viajes probablemente aumente para cubrir esa cuota.

La buena noticia para Uber y demás es que no será un impuesto permanente. Los taxis sólo recibirán el impuesto de 5 centavos hasta 2021, momento en el que se repartirán los 20 centavos entre los municipios y el fondo estatal. La tasa desaparecerá totalmente a final del año 2026.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor