Microsoft comparece ante la Comisión Europea

Empresas

La compañía aseguró que las imposiciones de la Comisión Europea le exponen a la “piratería”.

El abogado de Microsoft en este caso, Ian Forrester, indicó que las informaciones que Bruselas obliga al grupo informático a poner a disposición de sus competidores son aspectos que se enmarcan dentro del área “de derechos de autor”. Por ello, consideró que Microsoft se ve obligado a “permitir a los otros hacer piratería”.

Para el Ejecutivo comunitario, los remedios impuestos a Microsoft para permitir que productos de la competencia funcionen correctamente en el sistema operativo Windows no permiten en ningún caso “duplicar” las invenciones del grupo estadounidense, según estimó el abogado de la CE, Walter Moells.

La Fundación para un Software Libre (FSF, en inglés), que interviene junto a la Comisión Europea en este caso, secundó esta afirmación. “Las informaciones que nosotros pedimos no tienen el valor inmenso que (Microsoft) reivindica””, dijo Jeremy Allison en nombre de la FSF.

En opinión de Bruselas, el carácter “irreparable” de compartir la información es, sin embargo, “muy relativo”. Así, Moells se refirió al acuerdo amistoso entre Microsoft y las autoridades estadounidenses de la competencia por un lado, y el acuerdo con el gigante del software Sun Microsystems por el otro.

“Las informaciones ya se han desvelado sin que ello moleste”, indicó en la audiencia del Tribunal de Justicia de la UE. Por el contrario, si las medidas no se aplican inmediatamente, “hay un riesgo de que la competencia sea pura y lisamente eliminada”.

Mañana proseguirá la segunda ronda de la audiencia en Luxemburgo con el objetivo de abordar el asunto del reproductor multimedia Media Player. Fuentes judiciales no descartaron que las sesiones se prolonguen hasta la jornada del sábado.

Leer la biografía del autor  Ocultar la biografía del autor